PERIODISMOPURO #PERIODISMOPURO

Massa: "Mostramos a la sociedad que no tenía que elegir entre lo malo y lo peor"

El diputado y ex funcionario durante el kirchnerismo hace autocrítica. La alianza con Stolbizer. La oposición y el peronismo que vienen.

PERFIL COMPLETO

Entrevista a Sergio Massa
Entrevista a Sergio Massa Foto:Facundo Iglesias

#PeriodismoPuro es un nuevo formato de entrevistas exclusivas con el toque distintivo de Perfil. Mano a mano con las figuras políticas que marcan el rumbo de la actualidad argentina, Fontevecchia llega a fondo, desmenuzando argumentos y logrando exponer cómo piensan los mayores actores del plano del poder. Todas las semanas en perfil.com/PeriodismoPuro

— Sergio, cuando te hice la última entrevista, fue diciembre del año pasado, se cumplió un año de la asunción del gobierno y yo te había preguntado de qué errores habías cometido para haber sido en su momento quien a principio de 2015 tenía más presidente y después no haberlo sido, e hiciste una explicación de errores y causas. Causas habías colocado el caso Nisman, que no lo habías evaluado lo suficiente, como un punto bisagra en el humor de la sociedad, hiciste algunas críticas respecto al tipo de gente que te habías... en la que habías creído y que no debías haber creído. Ya está prácticamente por terminar esta campaña electoral. ¿Te hacés alguna autocrítica respecto de esta...?

— No, porque elegimos construir un camino distinto. En esta elección nosotros elegimos mostrarle a la sociedad que no tenía que elegir entre lo malo y lo peor, que se podía construir algo bueno y sabemos que es un camino largo, y sabemos que es un camino difícil, y sabemos que es un camino...

— O sea, a ver si entiendo. Hay un Massa que hizo un cambio muy grande porque normalmente vos sos acusado de querer vivir rápido, de querer... el propio presidente te acusa de ventajista, pero la idea es que vos sos una persona que buscás ir lo más rápido posible. Y ahora estás construyendo algo...

— Más sólido.

— Y esencialmente que no es para el corto plazo.

— Porque creo que mi responsabilidad es esa hoy, después de haber tenido la gracia de que cinco millones de argentinos me eligieran como candidato a presidente, uno tiene que aprender a forjar cosas sólidas.

— ¿Y creés que...? Porque hablábamos recién de ese pan peronismo con progresismo y que de hecho, el peronismo ha abrazado en el pasado alianzas con el radicalismo, no solamente en el abrazo de Balbín con Perón que fue simbólico, pero sino en alianzas electorales como la del propio kirchnerismo con la transversalidad, ¿que están dispuestos los gobernadores del interior, están abiertos de mente para hacer lo mismo que vos hiciste con Margarita?

— Sí, sí, sí.

— O sea, que Margarita no es un inconveniente para esa unión del pan peronismo.

— No, para muchos no, para muchos de los gobernadores no, no, para nada.

— ¿Para algunos sí?

— Y, pero por ahí para algunos que en realidad lo que reflejan es una dinámica vieja de la política, para los que siguen creyendo que un cargo sirve para cambiarle la vida a tu familia y no a la gente, pero esos mejor perderlos que encontrarlos. 

— ¿E imaginás en esa alianza pan peronista progresista también sumar al socialismo de Santa Fe que era aliado al radicalismo antes de Cambiemos?

— La verdad es que es todo un tema ese. Yo sé que el...

— Pero le preguntaba eso a Margarita.

— Sí, el actual gobernador... A Miguel lo conozco, fuimos intendentes juntos, a la par, trabajamos algunos temas juntos, no conozco o no tengo muy claro cómo ellos imaginan su futuro porque están en una situación muy incómoda desde el punto de vista político. Lo que también tengo claro es que el peronismo de Santa Fe o el pan peronismo o esta... tiene dirigentes muy valiosos como Diego Giuliano, que además está a punto de entrar como diputado nacional, como Omar Perotti, a pesar de estar en lugares distintos.

— ¿A dónde lo ves a Perotti?

— No, bueno, lugares... Lugares físicos distintos o lugares... De sello político...

— Es el que siempre pone el ejemplo de que les gustaría tener en Cambiemos.

— Claro, pero me parece que Omar es un tipo demasiado, demasiado comprometido con lo social, con la clase media...

— Como para estar en Cambiemos.

— Como para estar en Cambiemos, sí. Tiene mucho compromiso con la clase media y trabajadora.

— Bueno, entremos en ese tema de las diferencias con Cambiemos, que vos lo marcas en la preocupación por lo social, en la clase media, en los trabajadores y vos basaste tu campaña en el tema este de U de Porter, nuevamente posicionándote propositalmente allí, diciendo no somos ni ladrones ni gobiernos para ricos. Y me parece que respecto de que una de las patas de U de Porter, no sé si se los podría clasificar de ladrones, pero sí tienen evidencia de casos de corrupción muy marcados. En el caso de Cambiemos que gobierna para los ricos, es algo que parece que no caló en mucha gente.

— Me parece que no se discutió la agenda económica ni la agenda social, se discutió si volvíamos al pasado o no, se discutió pasado versus ajuste...

— Te entiendo, pero me parece que creer que eso es solo capacidad comunicativa del gobierno.

— No, no, no.

— O como decisión de la gente.

— No, no, es decisión de la gente, sin duda, sin duda. Es decisión de la gente, como también es decisión de la gente qué tipo de oposición quiere.

— Ahora, vos creés que si... me parece, que si la gente viera que realmente es un gobierno para ricos, tuviera esa certeza, el resultado electoral tendría que ser otro.

— A veces el problema es que los procesos... por ahí uno que tiene equipos trabajando sobre cada tema, los mira y los ve, uno ve qué camino agarra en determinados temas un gobierno, pero no inciden inmediatamente en la vida de la gente. Le voy a poner un ejemplo. Un gobierno que no le cobra al juego el impuesto a las ganancias que está aprobado por ley y reglamentado a los empresarios, dueños de bingos y casinos, pero que le cobra a un trabajador el impuesto a las ganancias, es un gobierno que hace una elección. Un gobierno que a un comerciante...

— Bueno, pero seamos realistas, el porcentaje que se podría sacar por el...

— Nueve mil millones.

— Yo estoy totalmente en desacuerdo. Bueno, nueve mil millones...

— Es mucha plata.

— No digo que sea...

— Es mucha plata, imagínese esos nueve mil millones en el bolsillo de un millón de laburantes.

— Pero respecto al impuesto a las ganancias estamos comparando cosas, diferencias...

— No, porque yo lo que digo es esos nueve mil millones cobrémoslos y pongámoslos en el bolsillo de la gente, no estoy diciendo.

— Repartamos nueve mil millones, les iba a dar todo.

— Claro. Vamos a otro ejemplo. Pagamos 440 millones de intereses de Lebac por día, corresponderían 150 millones de pesos por día de recaudación del impuesto a las ganancias. El Estado por una resolución del ministro de economía decidió no cobrarlo. 150 millones de pesos por día son 30 mil millones al año y en 200 días hábiles. 30 mil millones que le podríamos dejar de cobrar a la PyMe, a los que fabrican trabajo, contra los que especulan.

— ¿Vos por qué creés que hace eso?

— Porque tiene una mirada muy asociada a lo financiero, la Argentina digamos, ya vivió ciclos como este, muy asociados al resultado financiero y yo creo que la Argentina tiene que aprender a valorar a los que generan trabajo todos los días.

Leé la entrevista completa de Jorge Fontevecchia acá.