POLICIA ANTIDOPING POLICIAL

Cómo dieron los controles de drogas y alcoholemia a policías bonaerenses

Ya están los primeros resultados de los análisis toxicológicos a oficiales de la fuerza provincial. Hay casos positivos.

Se les realizaron exámenes a 978 efectivos pertenecientes a la Superintendencia del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado.
Se les realizaron exámenes a 978 efectivos pertenecientes a la Superintendencia del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado. Foto:Cedoc

Tres meses atrás, con un examen al ministro de Seguridad, Cristian Ritondo, se comenzaron a realizar los análisis toxicológicos para funcionarios de la cartera más caliente de la provincia de Buenos Aires y efectivos de la policía bonaerense.

Hasta el momento, además de los funcionarios e integrantes de la cúpula policial, se les realizaron exámenes a 978 efectivos pertenecientes a la Superintendencia del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado.

El procedimiento consiste en un análisis de fluidos orales (saliva), por medio del que determinan si se consumió drogas en las últimas 72 horas y un control de alcohol. Este último control de alcoholemia a cerca de mil efectivos es el que dio dos resultados positivos. Luego de que el test marcara el consumo de alcohol en el horario de trabajo, a los efectivos se les inició un sumario y debieron asistir a unas charlas de prevención a las adicciones.

Hasta ahora, ningún análisis de droga dio positivo. En las próximas semanas, será el turno de los dos mil cadetes que realizan la formación policial en la Escuela “Juan Vucetich” y del personal de la Auditoría General de Asuntos Internos.

Los análisis están a cargo de FundarTox. Cada hisopo que se utiliza para realizar el análisis de saliva tiene un costo de US$ 10 y en dos años, estiman llegar a los 93 mil agentes de la fuerzas.

La Policía de la provincia de Buenos Aires es la primera fuerza de seguridad del país sometida a estos estudios que también se realizan en EE.UU. (DEA y FBI), Honduras (Policía Nacional), Ecuador (Policía Nacional) y México (diversas policías, entre ellas la Federal).

El consumo de drogas en la política argentina siempre derivó en enfrentamientos entre dirigentes como el de la diputada aliada a Cambiemos, Elisa Carrió, quien acusó al peronista Juan Manuel Abal Medina de estar "pasado de droga". También existió un cruce entre el ex jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, cuando invitó al ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, a someterse a una rinoscopía.