POLICIA

El testimonio de los Lanatta y Schillaci podría ser clave en la causa de la efedrina

El Gobierno se propuso garantizar la seguridad de los detenidos que se mostraron dispuestos a revelar todo lo que saben.

Foto:Cedoc

Cuando todavía seguían prófugos los condenados por el triple crimen de General Rodríguez, se sospechaba que no aparecerían con vida, así lo afirmó la ex pareja de Martín Lanatta. Tras ser capturados, Víctor Schillaci declaró ante el juez federal Sergio Torres que temía por su seguridad. Por ello, el Gobierno se propuso garantizar la integridad de los detenidos y que la investigación de su fuga la lleve adelante la justicia federal.

Schillaci y Christian y Martín Lanatta se mostraron predispuestos a colaborar con las autoridades y dijeron que quieren revelar todo lo que saben al juez Torres, según informó el diario Clarín. Uno de los abogados de los hermanos, Humberto Próspero, presentó ayer un pedido de inhibitoria para que las causas se unifiquen en el Juzgado Federal 12.

Torres deberá investigar los vínculos de los delincuentes con el narcotráfico y la política que les permitieron poder escapar el pasado 27 de diciembre del penal de máxima seguridad de General Alvear y permanecer en libertad por dos semanas, desplazándose desde el conurbano bonaerense hasta la provincia de Santa Fe sin ser localizados por las autoridades.

Además, el eventual testimonio de los tres prófugos podría ser determinante en la causa que investiga el tráfico de efedrina a cargo de la jueza María Romilda Servini de Cubría. En esta investigación fue mencionado el ex candidato a gobernador bonaerense, Aníbal Fernández. 

Según publicó el multimedios, fuentes judiciales precisaron que de los numerosos allanamientos que se llevaron a cabo durante la fuga, se acumuló mucha información sobre el entramado de relaciones que apoyaron a los delincuentes. Desde la justicia provincial pusieron en duda que los condenados por el triple crimen tuvieran apoyo narco y dijeron que no hay pruebas, por el momento, que indiquen que recibieran asistencia de la política bonaerense. 

Mañana el fiscal de Azul, Cristian Citterio, indagará a Lanatta y Schillaci. A partir del testimonio de ambos podrían a empezar a disiparse varias de las dudas que generó el caso. 



Redacción de Perfil.com