POLICIA CASO ANGELES

Los abogados de Mangeri insisten en la nulidad del ADN

PERFIL COMPLETO

La defensa del portero Jorge Mangeri, detenido por el crimen de Angeles Rawson, presentó un tercer planteo de nulidad en el que vuelven a cuestionar los estudios de ADN que incriminaron al encargado de Ravignani 2360, informaron fuentes judiciales.

En esta oportunidad, los abogados Miguel Angel Pierri y Marcelo Biondi y el perito genetista de la defensa, Gabriel Boselli, cuestionaron que los hisopados de las uñas de Angeles se procesaron y analizaron en los laboratorios el mismo día que la sangre del imputado Mangeri y que, durante ese procedimiento, pudo existir una contaminación de las muestras extraídas a la víctima.

El planteo de la defensa presentado en las últimas horas es acompañado de un pedido al juez de instrucción Javier Ríos para que cite a los dos peritos oficiales a cargo de los ADN, el genetista Daniel Corach, de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la UBA, y el médico Enzo Canónaco, del Cuerpo Médico Forense. También le sugieren al juez que le tome declaración a María Mercedes Lojo, la jefa del laboratorio de análisis de ADN de la Asesoría Pericial de la Suprema Corte, y a otra experta del banco de Datos Genéticos del Hospital Durand, para que expliquen cuáles son los protocolos internacionales para este tipo de análisis.

El viernes los jueces de la sala VI de la Cámara del Crimen, Mario Filozof, Julio Marcelo Lucini y Ricardo Matías Pinto dieron a conocer un fallo en el que confirmaron el procesamiento del portero y rechazaron las nulidades presentadas por la defensa anteriormente.

Sin embargo, los camaristas descartaron que el homicidio de la adolescente se haya tratado de un “homicidio agravado por alevosía”, figura por la cual lo había procesado el juez Javier Ríos y prevé perpetua, y lo cambiaron a “simple”, que prevé entre 8 y 25 años de cárcel. Además, dijeron que actualmente no pueden analizar si hubo un “abuso sexual” previo al crimen, como postularon la querella y el fiscal de Cámara Ricardo Sáenz, porque falta el resultado de algunos estudios.

Los jueces rechazaron excarcelar al portero ante el peligro de fuga y porque en caso de estar en su casa, cohabitaría con los familiares de Angeles en el edificio de Ravignani 2360 de Palermo.

Para la Cámara, lo que por ahora está probado es que Mangeri no ideó un plan para matar a la chica y no tuvo la intención de hacerlo desde un comienzo.

En ese sentido, descartaron la “alevosía” al señalar que “no estuvo desprevenida ante la agresión”, ya que pudo defenderse al punto en que logró arañar a su agresor, y dieron por acreditado que llegó muerta al contenedor.



Agencias