POLICIA LA CAIDA DEL BARRA DE BOCA

Maxi Mazzaro declaró ante el juez pero aseguró no haber visto nada

Tras permanecer prófugo durante cinco meses, fue indagado en los tribunales porteños. No sabe quién mató a Cirino en 2011.

Foto:

Maximiliano Mazzaro, el ex número dos de la barra brava de Boca que fue detenido este viernes después de permanecer prófugo durante cinco meses en el marco de la causa que investiga el crimen de un vecino en Mataderos, fue indagado por la Justicia y declaró que es “inocente”.

Mazzaro estuvo durante varias horas cara a cara con el juez de instrucción Manuel De Campos, y respondió todas sus preguntas. Entre otras cosas, dijo que acompañó al ex líder de la barra, Mauro Martín, al lugar donde se produjo la pelea que terminó con la muerte de Ernesto Cirino, pero aseguró que no se bajó del auto, por lo que “no pudo ver quién le pegó al hombre”.

El barrabrava fue detenido el viernes pasado a diez cuadras del Obelisco, en las calles Carlos Pellegrini y Chile.

Mazzaro conducía una camioneta 4x4 y estaba acompañado por su novia, Mariana Reinoso. Estuvo 148 días prófugo y debido a esto el ex arquero de San Lorenzo Pablo Migliore pasó más de un mes en prisión en el penal de Ezeiza, acusado de colaborar para que Mazzaro se mantuviera prófugo.

El barra fue derivado a la División Homicidios, en Chacabuco al 400, y a la mañana de ayer fue trasladado al juzgado de instrucción porteño para declarar ante el juez De Campos. Su abogado, Horacio Rivero, solicitó que preste declaración después de las 17, para tener tiempo de leer la causa y preparar la defensa.

El crimen de Cirino ocurrió en 2011, en Mataderos, donde fue atacado a golpes a raíz de un conflicto con Gustavo Petrinelli, cuñado de Mauro Martín. Según consta en la causa, Petrinelli se comunicó con Martín y éste fue a ese barrio porteño con otras dos personas, una de las cuales sería Mazzaro y la otra, un barra que aún permanece prófugo, Daniel Wehbe. Agredieron a Cirino porque a Petrinelli le molestaba el lugar donde orinaba la mascota del vecino. Mauro Martín está detenido en el penal de Devoto. Después de cinco meses, Mazzaro habló pero aseguró no haber visto nada.


Redacción de Perfil.com


Temas: