POLICIA CASO PAMPILLON


Probation para supuesto líder nazi notacpo 30/28dji 2x24

caso pampillon

Acusado. El dirigente de ultraderecha Carlos Pampillón está procesado por daño agravado.
Acusado. El dirigente de ultraderecha Carlos Pampillón está procesado por daño agravado.
Foto:cedoc

El miércoles 7 de septiembre de 2011, o a la madrugada del día siguiente, un grupo de cuatro a cinco personas rodeó el monumento conmemorativo de la lucha por los derechos humanos de la Base Naval de Mar del Plata, donde funcionó un centro de detención durante la dictadura, y lo pintó por completo. Puntualmente, en el pilar horizontal con aerosol de color azul escribieron: “Aquí se defiende la patria”; en el pilar que reza “Justicia” se escribió con aerosol negro la frase “para todos”; en el pilar que reza “Memoria” se agregó el vocablo “completa”, y en el pilar que reza “Verdad” se añadieron las siglas “FONAPA” (Foro Nacional Patriótico).

Por ese hecho y el ataque al Centro de Residentes Bolivianos, el 24 de febrero de 2014, en el que miembros del Fonapa escribieron en uno de sus muros “Fuera Bolivia de Salta. La Patria no se negocia. Ojo… arderá el escarmiento”, Carlos Pampillón fue procesado por daño agravado.

El juicio comienza este lunes, pero el debate peligra. El dirigente de ultraderecha marplatense busca evitarlo: reconoció su participación y se ofreció a pagar los materiales necesarios para reparar los daños. Su abogado, Cristian Moix, solicitó la suspensión del proceso (probation).

Esta postura fue avalada por el fiscal federal Juan Pettigiani y los jueces Roberto Falcone, Mario Portela y Néstor Parra, que resolvieron que el pedido sea tratado como cuestión preliminar en la primera audiencia, y solicitaron la presencia del intendente Carlos Arroyo o algún funcionario en su lugar y de un representante de la comunidad boliviana para que ofrezcan su opinión al respecto. n


Carlos Gustavo Pampillón es el líder del “Foro Nacional Patriótico” (FONAPA), una agrupación con ideología neonazi.

Fue procesado como instigador de los delitos de daño doblemente agravado por haberse cometido en venganza de decisiones de autoridades.

Antes del inicio del juicio, reconoció su culpabilidad y ofreció pagar los daños. El fiscal de juicio acompañó la propuesta.