POLITICA EN LANUS

Acusan a Grindetti por un operativo en un comedor infantil

Balas, gas pimienta y golpes.

Protesta. Frene a la comisaría. El municipio dijo que no hubo heridos y que buscaba a un prófugo.
Protesta. Frene a la comisaría. El municipio dijo que no hubo heridos y que buscaba a un prófugo. Foto:cedoc

Balas, gas pimienta y golpes. El intendente de Lanús, Néstor Grindetti, quedó envuelto en un confuso episodio en un comedor con niños, donde organizaciones sociales denunciaron una feroz represión policial. Sin embargo, desde el municipio descartaron que hubo heridos y respondieron que fue un operativo en busca de un prófugo de la Justicia.

El hecho, ocurrido el jueves, recibió el repudio de entidades, opositores y hasta Amnistía Internacional que manifestó ayer su preocupación y pidió una “investigación independiente”. Y lo sumergió al jefe comunal de Cambiemos en una dura polémica. El Frente para la Victoria ya adelantó que pedirá la interpelación de Grindetti y del secretario de Seguridad, Diego Kravetz.

Teníamos setenta chicos adentro. Nos tiraron gas pimienta, balas de goma. Patearon puertas, empujaron, y a un hombre lo tiraron al piso y le pegaron allí. Y a mi hija, que está embarazada, le ocasionaron una pérdida. Fue una barbaridad”, dijo a PERFIL María Zarachu, cocinera del comedor.

Según el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE), que organizó el comedor en Villa Caraza, el ataque policial comenzó pasadas las 19 y duró cerca de 40 minutos. La Policía se llevó detenidos a dos jóvenes; liberados en la madrugada luego de una movilización hacia la comisaría.

Maximiliano Rodríguez, uno de los detenidos, señaló que lo retuvieron durante gran parte de ese tiempo en un patrullero a varias cuadras de la zona. “Me tuvieron mucho tiempo con los vidrios cerrados y en la oscuridad. Me amenazaron y golpearon”, señaló a este diario.

Rodríguez contó que cerca de las 21.30 lo juntaron en el mismo patrullero con el otro joven detenido, menor de edad, de 17 años. Los interrogaron y les siguieron pegando hasta que luego los llevaron a un cuerpo médico y después a la comisaría. El MTE denunció el operativo inmediatamente luego de la liberación y apuntó contra Grindetti.

Versión oficial. El intendente de Lanús, ex ministro de Hacienda porteño e investigado en el caso Panamá Papers, se despegó de las acusaciones y brindó la palabra oficial. Su secretario de Seguridad difundió un comunicado, en el que dijo que efectivos de la Policía local y Bonaerense ingresaron al comedor para detener a un hombre que se resistió a identificarse y que no había niños en ese momento. “Algunos vecinos reaccionaron arrojando piedras y disparos de fuego, impidiendo la detención efectiva del delincuente”, informaron.

Eduardo Delgado, señalado como prófugo, tiene en efecto un pedido de captura por homicidio. Desde el MTE señalan que se debe a un error por una causa en la que está libre.



Diego Sánchez