POLITICA


Aranguren, en el ojo de la tormenta, rindió cuentas

Expuso en el Senado tras los fuertes aumentos de tarifas. Para la OA es "complicado" su caso por la tenencia de acciones de Shell.


Foto:DyN

Luego de los exponenciales aumentos de los últimos meses sobre las tarifas de gas y electricidad, Juan José Aranguren expuso ante el Senado para dar explicaciones y presentar su posición, al mismo tiempo que desde la Oficina Anticorrupción se investiga la presunta incompatibilidad del ministro de Energía por la tenencia de acciones de la empresa Shell.

Aranguren aseguró este miércoles que con el aumento de tarifas pretenden "asegurar el abastecimiento energético", al brindar explicaciones a los senadores. "Tenemos que cubrir a los sectores más afectados", indicó el funcionario durante su exposición, que finalizó pasadas las 11.30 en el salón Arturo Illia. "El objetivo no es reducir el déficit fiscal, sino que haya más energía", dijo.

Aranguren reconoció el impacto negativo de los aumentos luego de la crítica de senadores como Juan Manuel Abal Medina por el modo de implementar los ajustes. Tras esto anunció que se lanzará una tarifa disminuida en un 20 por ciento para pequeñas y medianas empresas “electro-intensivas”, según consignó El Parlamentario.

En tanto, la titular de la Oficina Anticorrupción, Laura Alonso, aseguró que el caso en el que analiza un posible conflicto de intereses por la tenencia de acciones de la empresa Shell por parte del ministro de Energía, "es el más complicado", y estimó que "en algunas semanas" darán a conocer un dictamen.

De todas maneras, aclaró que "la tenencia accionaria no es un conflicto de interés" por sí mismo, y puso como ejemplo que el propio presidente Mauricio Macri tiene participación "en distintas compañías".

"El caso del ministro Aranguren es el más complicado de los que tiene en estudio la Oficina Anticorrupción, aproximadamente 22, porque no es tan blanco ni tan negro. Sé que a todos nos gusta decir 'sí o no' rápido, pero en este caso, hay que hacer una tarea de control mucho más profunda de la que hace cualquier persona", señaló. "El caso de Aranguren se está estudiando particularmente porque él tiene una cantidad de acciones de la compañía Shell. Como es ministro de Energía, y Shell está bajo la órbita de control y regulación de ese ministerio, se está estudiando si alguna decisión podría beneficiar a Shell o al propio funcionario", sostuvo.

El ministro de Energía conserva más de 16 millones de pesos en acciones de la petrolera Shell, empresa de la que fue CEO de la filial argentina hasta diciembre del año pasado, cuando asumió su función pública.



Redacción de Perfil.com