POLITICA

Aranguren y Prat-Gay, entre los más acaudalados

El equipo de Macri empieza la gestión con importantes bienes. Es en base a las declaraciones juradas que ya se conocieron, que son de fines de 2014. Aún falta que se difundan las de otros doce funcionarios.

Foto:Cedoc

El de Mauricio Macri podría ser definido como “el gabinete de los millones”. Por lo menos once de los principales funcionarios de su gobierno tienen patrimonios que superan el millón de pesos, según lo que informaron en sus declaraciones juradas.
De todas formas, quien lidera patrimonialmente todo el gabinete es el propio presidente. Según lo que declaró, hacia fines de 2014 tenía bienes, depósitos y dinero en efectivo por $ 53 millones. Por los cambios a la ley de Etica Pública que impulsó el kirchnerismo, los fondos que tenía al terminar el año pasado recién se conocerán en mayo. El mismo problema tienen todos los funcionarios que ingresaron ahora a la gestión pública: la declaración patrimonial que están obligados a presentar al entrar a un cargo tiene un año de defasaje. Así, recién para mayo se podrá saber el patrimonio que tenían al asumir, para así comparar en caso de enriquecimiento. Mientras tanto, sirve como muestra de la situación económica que tienen.
El podio que sigue a Macri en el ranking de los más acaudalados lo integran el ministro de Energía y Minería, Juan José Araguren ($ 44,2 millones); el de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay ($ 38,6 millones) y el coordinador del gabinete económico, Gustavo Lopetegui ($ 13,6 millones).
Los tres tienen las característica de haber tenido una prolífica carrera en el ámbito privado. Aranguren como CEO de Shell en Argentina, Prat-Gay como ejecutivo de JP Morgan, y Lopetegui como CEO de LAN en el país. Los tres, además, se destacan por tener sus ahorros en cuentas en bancos del exterior o incluso también acciones.
En el listado faltan otra docena de los funcionarios más importantes, ya que sus declaraciones todavía no fueron cargadas en la página de la Oficina Anticorrupción o todavía no la presentaron. El plazo generó confusión. Según la ley, y la información que difunde la OA, los ministros tienen hasta 30 días hábiles para presentar su declaración jurada, contando desde el día que asumieron. Otros, sin embargo, aseguran haber recibido una nota que le hacía correr el plazo desde el día que la recibieron.
Algunos, como Aranguren, enviaron directamente la información al ser solicitada por PERFIL.
Detrás de los tres más acaudalados vienen ministros que no llegan a las ocho cifras. El ministro de Justicia, Germán Garavano, y el de Comunicaciones, Oscar Aguad, tienen $ 3 millones. El primero de ellos, además, informa una deuda hipotecaria con el Banco Ciudad. Con bienes que totalizan más de $ 2 millones los siguen  Sergio Bergman (Ambiente), Fernando De Andreis (Secretario General) y Jorge Triaca (Trabajo).
Entre los trece que se difundieron, sólo dos no llegan a su primer millón. El jefe de Gabinete, Marcos Peña ($ 478 mil), y la titular de Seguridad, Patricia Bullrich ($ 934 mil)

Los ahorros en dólares
Una característica que tienen en común los funcionarios del gabinete de Mauricio Macri es que la gran mayoría declara tener ahorros en dólares. El único de los trece de los cuales ya se conoce su declaración jurada que asegura que sólo ahorra en pesos es el ministro de Defensa, Julio Martínez.
Algunos de ellos, incluso, tenían para fines de 2014 gran parte de sus patrimonios dolarizados. Oscar Aguad informó que tenía 248 mil dólares en efectivo, Gustavo Lopetegui más de 90 mil, mientras que Germán Garavano más de 150 mil.
Eso sin contar las cuentas que tienen en el exterior muchos de los ministros.
En todos estos casos, para el cálculo final de sus patrimonios se tomó el dólar vigente en diciembre de 2014, que era de $ 8,45. Esto quiere decir que si los ministros mantuvieron esos dólares en su poder, hoy valdrían un 76% más, si se toma en cuenta el valor al que cerró el dólar esta semana.



Gabriel Ziblat