POLITICA LA DISPUTA POR LA CAUSA NISMAN

Arroyo Salgado se juega la última carta ante la Corte

La jueza insiste con apartar a la fiscal Viviana Fein de la causa. El Máximo Tribunal intentaría no comprometerse.

Foto:Cedoc

La Corte Suprema recibió un nuevo pedido de los abogados de las hijas del fiscal Alberto Nisman para expedirse en la causa judicial sobre la muerte del funcionario. Los letrados Juan Pablo Vigliero, Manuel Romero Victorica y Manuel Casal buscan que los ministros tomen postura sobre la investigación que lleva adelante la fiscal Viviana Fein y definan sobre si debe seguir al mando del expediente.

Los ministros de la Corte no quieren decidir el destino de una de las causas de mayor voltaje político e institucional en pleno año electoral. Advierten que su postura será “técnica y neutral con éste y el próximo gobierno”, según explicaron fuentes de la Corte.

La Corte ya rechazó un recurso extraordinario de la querella y la jueza Sandra Arroyo Salgado, ex mujer de Nisman, no se quedó en el molde. Jugó su última carta para intentar sacar a Fein de la causa y presentó un recurso de queja para forzar a la Corte a definirse. Fein fue avalada en su cargo por la Cámara del Crimen.

La ex mujer de Nisman explicó que cobró los seguros de vida del padre de sus hijas y ese dinero lo utilizó para arribar al máximo tribunal. “Que la Corte Suprema ponga las cosas en su lugar”, dijo Arroyo Salgado en los últimos días, cuando Fein fue nuevamente ratificada como fiscal de la causa.

El principal enfrentamiento entre Arroyo Salgado y la fiscal es que la querella sostiene que Nisman no se suicidó sino que fue asesinado. Fein contempla todas las alternativas en base a los informes de los médicos forenses y otros peritos.

En la Justicia explicaron que para interponer un recurso extraordinario no existen costos monetarios, pero si es rechazado, la querella presenta un recurso de queja, que exige un depósito de entre $ 10 mil y $ 20 mil pesos. Si la Corte admite el recurso de queja, el dinero se devuelve. Es lo que ahora deben decidir los jueces del máximo tribunal de Justicia: si escuchan a la querella y sus planteos o no hacen lugar al pedido de evaluar la recusación a Fein.

Luego vendrá el fondo de la cuestión: la causa de la muerte de Nisman. Cuando Fein tome una decisión en el expediente y se expida sobre si Nisman se suicidó, fue asesinado o su suicidio fue inducido, o si no pueden determinarse las causas de la muerte, la jueza Fabiana Palmaghini deberá poner un fin a la investigación. Si los abogados de las hijas y la ex esposa de Nisman, o la propia Fein, apelan el veredicto de la jueza Palmaghini, la causa llegará a la Corte eventualmente.

Tanto los abogados como  Arroyo Salgado intentarán que la Corte intervenga para llegar a instancias internacionales, razón del apuro para que asuman el caso cuanto antes. Los jueces de la Corte no pondrán el pie en el acelerador a dos meses y medio de las elecciones presidenciales.



Natalia Aguiar