POLITICA EL ACTO EN EL LUNA PARK

Carrió, Cobos, Nosiglia, Morales y López Murphy, juntos por Alfonsín

Aunque no estuvo, el ex Presidente logró que esos cinco referentes políticos surgidos del radicalismo se reúnan en un acto. En su mensaje grabado dejó otro consejo: "Es indispensable trabajar juntos".

PERFIL COMPLETO

Elisa Carrió, Ricardo López Murphy, Julio Cobos, Gerardo Morales y Enrique "Coti" Nosiglia, entre otros, volvieron a reunirse en un acto del radicalismo. El encuentro pudo concretarse, sin lugar a dudas, en torno a la figura de Raúl Alfonsín, protagonista central del acto de celebración por los 25 años de democracia.

Una de las primeras caras que generó el revuelo de los medios presentes, fue la de Elisa Carrió, quien llegó escoltada del radical Enrique Olivera ("sigo afiliado al partido") y el potencial candidato a diputado de la Coalición Cívica Alfonso Prat Gay ("vine a festejar los 25 años de democracia"). La ex líder del ARI dijo que no quería "politizar" el acto.

"Vengo como una vieja militante del radicalismo", señaló Carrió a Perfil.com, quien agregó que "hace 40 años" que es parte del partido centenario. "Soy hija de un radical, por lo que estoy acostumbrada a estar rodeada de radicales", aseguró la ex diputada cuando este portal le preguntó qué sentía al volver a estar en un acto de la UCR.

Por su parte, Ricardo Alfonsín, hijo del protagonista (ausente por recomendación médica), fue uno de los dirigentes que instó explícitamente a unir a todas las corrientes internas del radicalismo. "Tenemos que realizar un diálogo desde la grandeza", dijo "Ricardito" a Perfil.com, al tiempo que le abrió las puertas a aquellos que "honestamente" quieran volver.

Presentado por Graciela Mancuso (histórica locutora de los actos redicales), el homenaje también contó con la presencia de "Coti" Nosiglia, quien, reacio a las declaraciones públicas, prefirió no dialogar con la prensa. En tanto Gerardo Morales, Ernesto Sanz y Oscar Aguad coincidieron en señalar al encuentro como "una jornada de festejo".

"Volveremo´ a ser gobierno como en el 83". Lleno de liturgia radical (no faltaron las boinas blancas ni las banderas albirojas), también estuvo presente el vice Julio Cobos, lo cual en principio no era demasiado bien visto por aquellos que decidieron su "expulsión de por vida" de la UCR. Afiliado recién en 1991, el vicepresidente era uno de los pocos dirigentes que no se sumaba a los cantos partidarios.

Rodeado de personal de seguridad, Cobos no quiso hablar de política partidaria, aunque estuvo ubicado en primera fila junto a Sanz, Aguad, Morales, Leopoldo Moreau e Hipólito Solari Yrigoyen (al contrario de Carrió que sentó bien lejos del centro de la escena). El vicepresidente recibió algunas críticas, sin mencionarlo, desde arriba del escenario.

Discursos. Juan Nosiglia (presidente de la Juventud Radical desde diciembre pasado) fue el primero en hablar en el escenario. Allí hizo un pedido claro: "Trabajen por la unidad de este viejo partido, es hora de poner el asiento en la coincidencia; Argentina nos necesita", dijo el hijo del "Coti", quien fue el principal organizador del acto.

Mientras tanto, Morales (interrumpido en alguna oportunidad por militantes de Río Negro, provincia intervenida por el Comité Nacional) fue el más critico, sin decir nombres, con aquellos que abandonaron las filas del radicalismo. "La alternancia tiene que estar construida sobre una base de principios éticos", disparó.

Sin embargo el cierre estuvo a cargo de Raúl Alfonsín, quien a través de un video reclamó lo que viene manifestando en los últimos meses: "Diálogo entre la oposición". En ese sentido el ex presidente manifestó como "indispensable, trabajar juntos", en una clara señal a los partidos opositores formados de desprendimientos del radicalismo.

(*) Redactor de Perfil.com



Patricio Erb (*)