POLITICA ES EL CORONEL SANGUINETTI

Caso Milani: se entregó el oficial acusado por la desaparición de Ledo

PERFIL COMPLETO

La sorpresiva aparición del coronel retirado Esteban Sanguinetti sorprendió a todos. Hacía cinco años que el ex oficial del Ejército se encontraba en España y sabía que si regresaba al país podía llegar a quedar preso por la supuesta desaparición en Tucumán del conscripto Alberto Agapito Ledo en 1976.

Pero el miércoles decidió presentarse ante el juez federal tucumano Daniel Bejas y sucedió lo que se esperaba: fue arrestado. Su lugar de detención es una casa ubicada en las afueras de San Miguel de Tucumán; así lo decidió el magistrado tras analizar la deteriorada salud del militar de 71 años, aunque en los próximos días será revisado por médicos forenses para que determinen si su estado le permite o no ir a una cárcel común.

La declaración que brindó hasta ahora Sanguinetti no fue concluyente y el juez prevé volver a indagarlo. Por el momento, según explicaron a PERFIL fuentes judiciales con acceso a la declaración, el militar negó tener vinculación con la desaparición del soldado Ledo.

También dijo que su unidad se dedicaba a “tareas de construcción” y que las tareas que tuvo su sección, que dependía del Batallón de Ingenieros de Construcciones 141 de La Rioja, en comisión en Tucumán, eran “limitadas”.
La denuncia penal radicada por la familia Ledo menciona a Sanguinetti como la última persona que vio al conscripto, ya que el día de su desaparición, 17 de junio de 1976, le ordenó que lo acompañara a realizar recorridas por zonas cercanas a Monteros, donde estaba desplegada su unidad. Habrían sido tres salidas y en la última el soldado no regresó. La presentación de Sanguinetti se da justo cuando el jefe del Ejército, César Milani, está bajo la lupa de la Justicia por haber sido parte de la unidad a la que pertenecía Sanguinetti. Fue Milani quien realizó la instrucción de la supuesta desaparición de Ledo.
En ese momento Milani era subteniente, pero no fue el único que estuvo en la unidad que fue trasladada de La Rioja a Tucumán. Ernesto Molina también era subteniente, y fue compañero de Milani en Monteros y de su promoción



Fernando Oz