POLITICA


CFK y los fondos buitre: "En default entran los que no pagan, Argentina pagó"

La Presidenta atacó con dureza a los bonistas no reestructurados y a los países "que originaron la crisis". La delegación hoy no se presentó en la audiencia

La presidenta encabezó un acto de inauguración de una fábrica junto al gobernador Daniel Scioli y la ministra Débora Giorgi.
La presidenta encabezó un acto de inauguración de una fábrica junto al gobernador Daniel Scioli y la ministra Débora Giorgi.
Foto:Télam

La Presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, dedicó unas palabras a los tenedores de bonos no reestructurados que litigan en Nueva York para que Argentina les pague. Al respecto, Cristina afirmó que "no son cantos de sirenas, porque las sirenas cantan más lindo: son graznidos de caranchos y de buitres", por lo cual puede deducirse que no apelará al tono conciliador. 

En referencia a la proximidad del plazo de gracia para el vencimiento del plazo de pago -30 de julio- la Presidenta señaló que "Argentina no entrará en default" porque "en default entran los países que no pagan y Argentina pagó". Y remató: "Así que van a tener que inventar un nuevo término". 

De este modo, sin mayores precisiones, no quedó en claro si el Estado argentino pagará o no, dado que la Presidenta se limitó a la expresión de su opinión técnica sobre qué es default y qué no. A la jefa de Estado la acompañaron el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli y la ministra de Industria Débora Giorgi, junto a toda la comitiva presidencial.

Las apreciaciones se dieron en el marco de duras críticas a los fondos buitre, a las economías desarrolladas -"todavía no solucionaron la crisis que generaron"- y a quienes "quieren voltear la reestructuración de deuda para arruinar al país".

Antes, Cristina admitió la existencia de "dificultades" económicas a partir de la "caída" en la producción en algunos sectores como el de las motos y del consumo de "bienes durables", pero consideró que "lo que más impacta son las expectativas malas" que generan los "rumores, pronósticos y profecías".

La excusa del discurso fue la inauguración de una planta de motos de la japonesa Yamaha. Al hacer uso de la palabra, la mandataria señaló que "veníamos de cifras muy altas de consumo, pero lo que más impacta son las expectativas malas que se generan a través de rumores, políticas, pronósticos y profecías", ya que "muchas veces la gente ante el temor retrae el consumo de bienes durables".

Si bien la Presidenta señaló que la caída de consumo "no ocurre en supermercados porque en mayo ha aumentado un 4,3 por ciento" instó a la población a "vender y consumir", ya que "esos son los pilares del modelo" económico del kirchnerismo y resaltó la importancia de fomentar "el consumo interno de cosas hechas por trabajadores argentinos".

"Acá hay que vender y consumir, de esto se trata el modelo", remarcó la mandataria al inaugurar una fábrica de motos de la empresa Yamaha en el partido bonaerense de General Rodríguez, que pondrá a la venta un modelo dentro del programa Precios Cuidados "a 18 mil pesos", dijo. 

 



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Cristina Fernández de Kirchner
  • Fondos buitre
  • Industria
  • Fábrica
  • Daniel Scioli