POLITICA LA DENUNCIA EN EL CONGRESO

Con escaso apoyo legislativo, Lilita igual negocia avanzar

La diputada se reunirá en las próximas semanas con legisladores oficialistas para reunir fuerzas contra el presidente de la Corte.

Anticipo. Hace un año PERFIL publicó que Carrió preparaba el juicio y hace tres meses, que Macri le permitía avanzar.
Anticipo. Hace un año PERFIL publicó que Carrió preparaba el juicio y hace tres meses, que Macri le permitía avanzar. Foto:Cedoc Perfil
La pelea entre Elisa Carrió y el presidente de la Corte, Ricardo Lorenzetti, promete nuevos capítulos. Tras la denuncia penal contra el titular del máximo tribunal, el Gobierno decidió no despegarse y espera que la diputada defina una estrategia en lo que refiere al proceso de juicio político en el Congreso.

“Hay una diferencia de criterios entre Lilita y el Gobierno, pero no vamos a desacreditarla”, explicaron a este diario desde la Casa Rosada. El presidente Mauricio Macri está al tanto de esto desde diciembre, cuando Carrió le explicó que realizaría el pedido en abril, y no le pidió que dé marcha atrás. Tampoco la incentivó.

En este marco, en las próximas semanas se espera que Carrió se reúna con Emilio Monzó, titular de la Cámara de Diputados, y los jefes del interbloque de Cambiemos, Mario Negri (UCR) y Nicolás Massot (PRO) para tener una estrategia unificada.

El tema no será sencillo: para abrir el proceso contra Lorenzetti se necesitan los dos tercios de votos de las voluntades, algo lejano hoy. Sin embargo, cerca de Carrió afirman que, al igual que ocurrió con la Corte menemista, cuando en varias oportunidades se la intentó destituir hasta que se consiguió el número mucho tiempo después, la idea es dejar las bases para que, en el futuro, se arremeta contra el titular del máximo tribunal.

“Si el 10% de lo que Lilita sugiere en la denuncia es cierto, es un escándalo. Sabemos que Carrió, cuando denuncia, ha demostrado que en ocho de cada diez denuncias tuvo razón. No nos podemos comprar un quilombo con una persona que fue socia fundadora de Cambiemos y es la principal figura de las elecciones cuando presumiblemente tenga parte de verdad”, le dice a PERFIL uno de los interlocutores del PRO con la chaqueña.

En este sentido, a diferencia de la Procuradora kirchnerista, Alejandra Gils Carbó, no hay un reemplazante para Lorenzetti. Con lo cual, cerca de Macri aseguran que no es una prioridad para él. Por el contrario, razonan, el vínculo entre el Presidente y el titular de la Corte le permitió mantener un statu quo al Gobierno, a pesar de algunos fallos, como el de noviembre de 2015, cuando la Corte declaró inconstitucional la quita del 15% de la masa de impuestos coparticipables por parte de la Nación a las provincias. Un fallo que al Presidente le pareció directamente en su contra a días de asumir.

Por su parte, en las huestes de Lilita comienzan a hacer números. Recuerdan, con sorna, una sesión, el año pasado, cuando Carrió comenzó a despotricar contra Lorenzetti y éste activó a la Corte y a la asociación de Magistrados para intentar frenar a la diputada. En ese entonces, fue Diana Conti (FpV) quien curiosamente defendió a Lilita del titular de la Corte. Creen, entonces, que el kirchnerismo podría acompañarlos en un futuro no muy lejano.

De todas formas, dejan el terreno preparado. “No tenemos claro cuándo es el tiempo oportuno, pero el tema quedará instalado. Había que tomar la decisión de presentarlo y esperar el tiempo oportuno”, explican en el bloque de la CC.