POLITICA PLAN ARGENTINA TRABAJA

Cooperativas falsas y fondos millonarios en la mira judicial

PERFIL COMPLETO

Foto:Telam

Una carnicería, una sala de primeros auxilios, una iglesia, una casa de familia y una sociedad de fomento. En sus domicilios, se supone, funcionan cooperativas del Plan Argentina Trabaja. Al menos unas 29 cooperativas inscriptas en las localidades de Bernal, Don Bosco y Solano están en la mira judicial. Todas figuran como proveedoras del Estado. Así consta en una causa en la Justicia federal de Quilmes.
En la calle Formosa 3840, Bernal, funciona la Sociedad de Fomento 9 de Julio. Sin embargo, cuatro cooperativas de trabajo inscribieron allí su domicilio legal. En Fleming 1987, también en Bernal, se supone que funcionan diez cooperativas que cobran fondos públicos y son proveedoras de la Municipalidad de Quilmes. Pero en realidad es una casa de familia.
En la causa, se investiga si en esa jurisdicción se habría montado un sistema de cooperativas fantasmas para desviar fondos del Ministerio de Desarrollo Social, a cargo de Alicia Kirchner. El Gobierno envió unos 50 millones de pesos a la Municipalidad de Quilmes en el marco del Plan Argentina Trabaja. El intendente de ese distrito es el kirchnerista Francisco
“Barba” Gutiérrez.
El expediente se originó cuando la abogada Mónica Frade presentó la lista de proveedores del municipio ante la Justicia. Antes, había constatado que decenas de cooperativas compartían domicilio y que los mismos eran falsos. En un informe al que accedió PERFIL, realizado por un perito de la Policía Federal, se constató que “llamativamente” –como escribió el contador– hay cooperativas con idéntico domicilio. En las planillas de inscripción de las cooperativas, además, se observó que  están escritas con la misma caligrafía y fueron armadas el mismo día.
El apoderado de una de las cooperativas, Miguel Colantona, testificó ante el juez que le pidieron que formara la cooperativa y que una vez finalizados los trámites lo despojaron de la conducción y comenzaron a manejarla otras personas. Las sospechas apuntan a la municipalidad. PERFIL intentó comunicarse con el intendente y el Ministerio, pero no constestaron.
El juez que investiga la causa es Luis Armella. Además de velar por esta causa, debe velar por sí mimo: está siendo investigado porque supuestamente derivaba contratos a empresas con las que tenía vinculación familiar.



Emilia Delfino