POLITICA YASKY Y MICHELI PRESIONAN AL TRIUNVIRATO


Cortocircuitos entre las CTA y la CGT por el paro

.

Reunion. Triaca (a la izquierda) recibió a los líderes de las dos CTA, que le plantearon reclamos.
Reunion. Triaca (a la izquierda) recibió a los líderes de las dos CTA, que le plantearon reclamos.
Foto:Telam
Pese a los deseos de la CTA y de algunos gremios que integran la CGT, el triunvirato que conduce la central obrera le baja las expectativas a la posibilidad de hacer un paro nacional en lo inmediato.

El 23 de este mes se resolverá en el comité central confederal, que es algo así como el Parlamento del sindicalismo, si es que hay consenso de todos los sectores. Pero por ahora, al parecer, no lo hay.

El jueves, Juan Carlos Schmid, uno de los jefes del triunvirato, bajó los decibeles en torno a una medida de fuerza general en declaraciones a la TV Pública. “Hay que ser muy responsables. Es una herramienta importante (un paro), pero hay que usarla bien”, advirtió.

El titular de Dragado y Balizamiento quedó muy enojado con la CTA de Pablo Micheli porque sintió que usaron una foto de ellos dos juntos para presionarlo a que se declare proclive a una medida de acción gremial.

En efecto, Schmid se reunió el lunes con Micheli. Tras el encuentro, con la foto en mano, Micheli salió a hablar de paro. No cayó nada bien en la central obrera. “Juan Carlos no es que está en contra del paro. No quiere que la CGT esté condicionada a la hora de resolverlo”, precisó una fuente que tiene llegada al sindicalista.

Schmid está convencido de que si no hay un clima general en la opinión pública a favor de un paro la herramienta se volverá contraproducente y perjudicará a la central obrera.

Mientras tanto, ayer, tras reunirse con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, las dos CTA se mostraron propensas a declarar una huelga junto a la CGT. “Está todo dado”, dijo Micheli. “Si hay despidos, el diálogo es una mentira”, agregó Hugo Yasky.

Las CTA organizaron la semana pasada la marcha federal que terminó en Plaza de Mayo, con una multitud reclamando por trabajo. En el acto, hubo duras críticas al Gobierno. “Si siguen las cosas de esta manera, después de la Marcha Federal, no tengo dudas de que, en unidad de acción, la CGT y las dos CTA vamos a desembocar en un paro nacional”, advirtió Micheli tras salir de la reunión con Triaca.

Pablo Moyano, en tanto, tiene un diagnóstico diferente de lo que ocurre en la CGT. “El 99% de los dirigentes de la CGT están de acuerdo con un paro”, dijo. El líder de Camioneros adelantó que, incluso, propondrá una gran movilización hacia Plaza de Mayo.

El encuentro. En la reunión entre Triaca y las CTA, los sindicalistas hicieron sus reclamos sobre Ganancias y paritarias.
Respecto a Ganancias, el ministro les adelantó cómo será el proyecto para modificar las escalas.
Pero en cuanto a paritarias ratificó la postura oficial: no se reabrirán. “La inflación está bajando y eso va a permitir la llegada de inversiones”, les habría dicho, según pudo reconstruir PERFIL.