POLITICA ENCUESTA EN CAPITAL FEDERAL

Creen que los egos impiden la unidad opositora

Los porteños quieren que la oposición se presente sin grandes fragmentaciones. Quién fue el principal referente elegido por el 24% de los encuestados.

Foto:Cedoc

Mientras los principales dirigentes de la oposición siguen discutiendo sobre si cerrarán o no alianzas para las elecciones legislativas, una encuesta refleja que la mayoría de los porteños sigue abogando por esa unidad, aunque son escépticos de que vaya a concretarse. A pesar de que la imagen de Cristina Kirchner está en retroceso, sigue siendo negativa la consideración pública que se tiene de los opositores.

Según un estudio de opinión realizado por la Universidad Nacional de La Matanza, el 69% de los entrevistados brega por la unión opositora, ya sea en una o, como máximo, dos listas electorales. El 48,8%, sin embargo, no cree que finalmente vayan a unirse. La realidad parecería darles motivos, porque en la Ciudad la oposición todavía aparece dispersa. El macrismo y Roberto Lavagna, que tenían puentes tendidos, ahora se distanciaron y todo parecería indicar que la alianza no se concretará. Por el otro lado, Pino Solanas y Elisa Carrió sumaron a su frente al Socialismo y al GEN, pero por ahora no llegaron a un entendimiento con el resto del FAP (Libres del Sur y Unidad Popular) ni con el radicalismo y otros dirigentes de la Coalición Cívica-ARI, como Alfonso Prat-Gay. Así, la expectativa de que la oferta electoral incluya dos listas fuertes para oponerse al kirchnerismo y evitar que se quede con una banca de senadores por la Ciudad aparece todavía lejana.

Los egos, la ambición o los intereses personales son para el 43,8% de los encuestados los principales motivos por los cuales no se logrará esa unidad. Sólo un 27% cree que se debe a diferencias políticas o ideológicas.

La oposición sigue sin poder encontrar un líder fuerte. Según la encuesta, un 30,6% respondió que no hay ningún líder opositor y el 23% no supo o no quiso contestar quién era, lo que significa que más de la mitad tuvo dificultades para encontrar ese referente. Quien quedó mejor parado es Mauricio Macri, aunque sólo fue elegido por el 24%, a pesar de que el trabajo se realizó en su propio territorio. Atrás lo siguen Carrió (7,1%) y Hermes Binner (4,9%). Abajo del 2% quedaron Ricardo Alfonsín, Francisco de Narváez, Lavagna, José de la Sota, Daniel Scioli, Hugo Moyano y Sergio Massa.

El panorama, de todas formas, no es tan desalentador para la oposición ya que la mayoría considera que en las próximas elecciones la suma de los votos de listas contrarias al kirchnerismo será mayor que los votos del Frente para la Victoria. Un 52,2% se inclinó por esa postura mientras que un 34,2% respondió lo contrario.



Gabriel Ziblat