POLITICA TESTIMONIO DE UNA ÉPOCA

Crimen de María Soledad | Martha Pelloni: "Se hizo justicia a medias"

Por Bàrbara Defoix | La monja que encabezó las marchas del silencio por el crimen de María Soledad Morales recuerda cómo empezó su lucha.

PERFIL COMPLETO

Foto:Cedoc

El asesinato de María Soledad Morales revolucionó la provincia de Catamarca y a la totalidad de la sociedad argentina. El reclamo de la población para que el caso tuviera justicia fue expresado a través de varias marchas del silencio, que se extendieron por todo el país. Esas importantes movilizaciones fueron encabezadas por la hermana Martha Pelloni, rectora del Colegio del Carmen y San José donde asistía la adolescente. 

Desde ese entonces, la monja no cesó en su lucha contra la trata de blancas. En la década del noventa, comenzó a recibir denuncias sobre casos parecidos y en 2008 decidió formar la ONG Red Infancia Robada, compuesta por 35 foros sociales argentinos. Su trabajo no se limitó a ese ámbito, puesto que apoyó otras reivindicaciones, como cuando participó en Catamarca de la famosa marcha del silencio del 18F por el fallecimiento del fiscal Alberto Nisman.

“El de María Soledad fue el primer caso de trata de personas que yo tuve en mis manos, a partir de ahí no paré más. Y después de 25 años hay tantos casos y denuncias..., como el de Paulina Lebbos, Marita Verón, de tantas chicas que les pasó lo mismo”, recuerda. Con una apretada agenda intenta participar de todos los reclamos: “Si no puedo estar, siempre con una una carta o algo que se pueda leer. De ese modo trato de estar presente en esta lucha, porque a todas las marchas no puedo ir”, explica.

En diálogo con Perfil.com, Pelloni confiesa que tras 25 años del homicidio de la joven de 17 años siente que “se ha hecho justicia a medias”. “El encubrimiento nunca se juzgó. Esa es la justicia argentina, que no tenemos. Vivimos realmente trámites de impunidad en lo que respecta a la justicia y el hecho de que ellos (Tula y Luque) hayan salido antes es justamente porque los jueces que están a cargo de todos estos temas no proceden como debieran proceder”, argumenta.

Guillermo Luque y Luis Tula, condenados a 21 y 9 años de prisión por el crimen, recuperaron la libertad tras cumplir dos tercios de su condena. “Es un aguijón permanente de sufrimiento que tiene la familia que salieran antes, como saber que parte del gobierno son parientes del gobernador Saadi, que lo encubrió todo. Imagínese que sus sentimientos son contradictorios. Además, no se hizo justicia porque ellos dos no fueron los únicos que participaron”, se lamenta.

La religiosa elogia el papel de aquel entonces de los medios nacionales: “Luchar para reclamar justicia era un trabajo permanente, y gracias a la cobertura del hecho de los medios de comunicación nacionales pudimos mantener lo de Catamarca, porque sino no hubiera sido posible. La prensa de Catamarca estaba controlada”.

Pelloni explica que nunca perdió el contacto con Ada y Elías Morales, padres de María Soledad, quienes residen aún en la misma casa: “Somos amigos, ellos han ido a Buenos Aires, nos hemos visitado y siempre para las fiestas nos hablamos. Hemos entablado una amistad, no solamente con ellos sino con toda la familia y el grupo de amigos que creamos en Catamarca”.

Cómo se la recordó en el 25 aniversario. El domingo Pelloni viajó junto a la periodista Fanny Mandelbaum hasta Catamarca para estar presente en el lugar donde perdió la vida María Soledad y recordarla junto a sus familiares y amigos. La hermana acudió al Colegio del Carmen y San José, donde era alumna Morales, para hablar ante la placa que se ubicó en su memoria. Luego en el centro escolar se realizó una misa en su homenaje. La conmemoración continua con otra misa en Valle Viejo y una cena para todos aquellos que quieren recordarla una vez más. 

 

(*) De la redacción de Perfil.com | Twitter: @BarbaraDefoix



Bàrbara Defoix