POLITICA EL 7M DECLARA EN COMODORO PY

Cristina convocó a la marcha sindical pero Daer tomó distancia

.

PERFIL COMPLETO

Mensaje. “Tienen que marchar con los trabajadores”, ordenó.
Mensaje. “Tienen que marchar con los trabajadores”, ordenó. Foto:Cedoc Perfil
La ex presidente Cristina Fernández de Kirchner pidió a los militantes de su espacio marchar con la CGT, antes que acompañar su comparecencia ante el juez federal Claudio Bonadio. Su iniciativa produjo un rechazo de la dirigencia cegetista, que pidió no “partidizar la marcha”.

El próximo martes 7 de marzo coincidirá la citación a indagatoria de la ex jefa de Estado en la causa conocida como “Los Sauces” con la marcha de la CGT.  Ayer, Cristina realizó un llamado a través de su cuenta de Twitter para que sus seguidores no vayan a los tribunales y se sumen a la protesta de la CGT.
“Hace unas semanas que mucha gente viene y me dice: ‘el 7 vamos a Comodoro Py.’ Especialmente en estos últimos días, por mi cumpleaños y el de Néstor. Tantos y tantas se han acercado con el afecto de siempre y esa misma idea fija”, contó Cristina. También dijo que el jueves Hebe de Bonafini convocó “a movilizar con un video”. Agradeció los gestos pero dijo que el 7 de marzo tienen que marchar todos y todas, pero junto a los trabajadores”.

Así, invitó a la militancia a sumarse a la marcha que convoca la CGT al Ministerio de la Producción. Para la ex mandataria, “la gente esta muy mal” y no “llega a fin de mes”, “siguen despidiendo obreros y cerrando fábricas”. También recordó los aumentos de precios y tarifas y concluyó que “poner la energía y las ganas en Comodoro Py, por una convocatoria más de Bonadio, no vale la pena”.

Desde la misma red social, el integrante del triunvirato cegetista Juan Carlos Schmid dijo: “Los trabajadores no necesitamos ‘apoyo’ ni nadie que nos ‘defienda’.” En el mismo mensaje se hizo eco de un mensaje de la cuenta de su gremio, Dragado y Balizamiento, donde decían: “Cristina no nos defienda más” y denunciaban el deterioro de las embarcaciones del sector durante su gestión.

Por su parte, Héctor Daer, que también integra la conducción tripartita, dijo en declaraciones a Radio La Red que la CGT no quiere “partidizar la marcha bajo ningún punto de vista”. La dirección de la central mantuvo encuentros con el PJ, intendentes, el Frente Renovador, el Partido Socialista y la UCR. Con excepción de este último, que integra la coalición gobernante, el resto de las agrupaciones políticas comprometieron su apoyo.
Justamente, la intención era mostrar que su reclamo no encerraba el interés de un sector partidario particular. En este sentido, Daer declaró: “Si bien pedimos una rectificación de las políticas de gobierno, no queremos vincularlo a cuestiones partidarias”. El miércoles, continuarán sus contactos políticos en un encuentro con senadores tras la apertura de sesiones.