POLITICA


Cristina "desacatada": "Voy a volver a Nueva York aunque vaya presa"

La Presidenta, como nunca: Tildó de senil a Griesa, afirmó que ella "no es rana y sabe nadar", y alertó de un atentado "del norte" contra su persona.  

La mandataria se rodeó de su gabinete y gobernadores en su primera aparición tras su viaje a Estados Unidos.
La mandataria se rodeó de su gabinete y gobernadores en su primera aparición tras su viaje a Estados Unidos.
Foto:Télam

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner habló esta tarde en su primer discurso desde su regreso al país y después del fallo del juez Thomas Griesa que declaró a Argentina en "desacato" por no pagar a los llamados "fondos buitre".

ARTÍCULOS RELACIONADOS

El acto, programado para las 18.30 horas, inició media hora más tarde en Casa Rosada. La jefa de Estado firmó convenios para la refinanciación de deuda de cuatro provincias, a lo que denominaron Programa Federal de Desendeudamiento de las Provincias Argentinas, o ProFeDes. Según adelantó el jefe de Gabinete Jorge Capitanich en su conferencia de prensa matutina, los acuerdos suman un total de $ 2.118 millones y abarcan los servicios de capital e intereses de cuatro jurisdicciones que no se habían suscripto hasta el momento.

Cristina anunció también la creación de la Secretaría de Habitat, destinada a la urbanización de las villas ubicadas en terriotorios fiscales, para la cual designaron al arquitecto Rubén Pascolini, a quien Cristina presentó como egresado con medalla de oro de la Universidad Nacional de La Plata. En cuanto a este último punto, la mandataria afirmó que "tener medalla de oro no es ninguna garantía", y que "hubo un presidente con medalla de oro" en referencia a Fernando De La Rúa. Kicillof, medalla de oro de la Universidad de Buenos Aires, sonreía. 

Luego, Cristina sostuvo que muchas de las obras anunciadas son destinadas para la cuenca Matanza-Riachuelo, y recordó en cuanto al servicio de aguas que "Nestor Kirchner cuando decidió la recisión por incumplimiento del contrato de la empresa que había resultado adjudicataria, fue porque, si hay algo que no se puede privatizar, son el agua y las cloacas. 

"El Juez Municipal Griesa". "El desacato confirma lo que venía afirmando", sostuvo Cristina, y levanto sus sospechas con que el desacato haya salido el día anterior al primer pago con jurisdicción argentina. Al respecto, Cristina dijo que "quieren desmantelar la reestructuración de la deuda" y que para ello "son capaces de avanzar sobre cualquier soberanía". 

Cristina se quejó de que Griesa autorizara a la casa matriz del Citigroup a que pudiera pagar "por segunda única vez", tras lo cual cuestionó la salud mental del magistrado Griesa, a quien calificó de "senil". "Siempre quisimos pagar al 100% de los acreedores, a los que entraron al canje y a los que quedaron afuera", señaló Cristina.

Luego, la mandataria indicó que"la Constitución Nacional, es prácticamente una copia de la constitucion estadounidense", dado que "no fuimos originales, hemos copiado prácticamente la constitución con la división de los tres poderes, la parte pétrea y la práctica" y, sin cerrar la idea, continuó con que "nunca se ha llegado tan lejos en el disparate y siguen agregándose disparates", y planteó sus sospechas sobre la declaración de desacato del Juez Griesa "justo el dia anterior al pago" a los bonistas.

Visiblemente enojada, Cristina aseguró que "este hombre desconoce como se legisla, no sólo en este pais" y que "es un disparate nunca visto". En su verborragia, Cristina afirmó que no le sorprendería "que en veinte días nos pongan sanciones económicas, ni que me pongan presa la próxima vez que vaya a Nueva York: voy a ir igual".

"Todo esto no es casual, es de un juez senil de Nueva York, yo no soy ingenua, ni estúpida". Asimismo, Cristina afirmó que "esto es una provocación, una inmensa provocación en la que yo no voy a caer ahora", tras lo cual cargó nuevamente contra el Consenso de Washington: "Si están tan interesados en una Argentina próspera, primero se hubieran acordado en 2001, luego de haber seguido todas las recetas que ellos nos pusieron". 

En medio de las consideraciones hacia el Gobierno de Estados Unidos, su sistema judicial y los especuladores "de afuera y adentró", Cristina aseguró no estar enojada, porque "cuando uno gobierna no se puede enojar, tiene que estar con la mente fría, el corazón caliente y las ideas frescas".

Dólar ilegal. La Presidenta se metió de lleno en la temática del dólar blue al afirmar que "todo lo que esté por fuera de la normativa del Banco Central, es ilegal". A continuación, cargó contra los bancos que especulan con el "contado con liqui". 

"No me siento rana, y además sé nadar", afirmó, sorpresivamente, Cristina para luego asegurar que "la lucha que se pierde es la que no se da" y que la intención de de algunos sectores "es voltear al Gobierno y hacerlo con ayuda extranjera".

Atentado. Finalmente, Cristina volvió a hablar de la posibilidad de un atentado, algo que afirmó ante el Papa y, más tarde, ante la ONU, cuando sostuvo que ISIS la amenazó por ser "amiga de Francisco". El indicio fueron dos llamados anónimos al 911 de la Policía Bonaerense. Con tamañas pruebas, Cristina dejó en claro una directiva: "Si me pasa algo, que nadie mire hace el oriente, miren hacia el norte".

Esta mañana, Cristina se volcó a su cuenta de Twitter para hablar del tema, y opinó que el magistrado "ostenta el triste récord" de ser el primero en declarar un desacato "contra un Estado Soberano por pagar una deuda".



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Cristina Fernández de Kirchner
  • cadena nacional
  • Argentina en desacato
  • juez Thomas Griesa
  • Fondos Buitre
  • Deuda Argentina
  • Argentina en Default
  • El discurso de Cristina