POLITICA ENFRENTADO CON EL GOBIERNO


Cristóbal López emprende una retirada parcial del negocio del juego

El empresario kirchnerista entregó Inverclub a su socio histórico Ricardo Benedicto pero aún no logró vender su parte de Casino Club.


Foto:Cedoc

El empresario Cristobal López comenzó a desprenderse de parte de sus negocios vinculados al juego –entre ellos barcos y algunos casinos del interior– tal como había anticipado el diario PERFIL. Su histórico socio, Ricardo Benedicto, -según confirmó Perfil.com de fuentes cercanas a López- sería quien se haga cargo por unos $ 350 millones de parte del imperio que construyó el kirchnerista.

Puntualmente, Benedicto adquirió la participación del kirchnerista en Inverclub, que integraban el barco Casino de Buenos Aires, el City Center de Rosario, el casino de Neuquén, tres bingos en la provincia de Buenos Aires y un casino en Miami, Estados Unidos.

Según pudo confirmar Perfil.com, López quiere vender el 30% de Casino Club del cual es propietario. La empresa, cuenta con más de veinte casinos y salas de máquinas tragamonedas, una porción del Casino Flotante de Buenos Aires, otra del Casino de Rosario, otra del Hipódromo de Palermo y otra del Casino Magic. Sin embargo, según confiaron desde su entorno, "todavía no cerró esa venta".

En mayo, PERFIL había anticipado que el empresario se encuentra "acorralado" en medio de "un escándalo jurídico y mediático con la AFIP por su deuda multimillonaria acabó con el buen ánimo de López", y que en el gobierno de Mauricio Macri no descansarán hasta “ponerlo en caja” –y eso implica que venda el juego, porque con eso tiene dinero líquido–. 

En medio de cruces con el Gobierno y el reclamo de $ 8.000 millones de impuestos no pagados, López presentó la operación ante la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia



Redacción de Perfil.com