POLITICA FÚTBOL Y POLÍTICA


Cuáles son las cábalas de los políticos para ver el Mundial

Desde experiencias místicas hasta repetir una polera de un color en particular, los aspirantes a suceder a CFK apoyan cada uno a su modo a la Selección.

Massa usa un rosario para ver a la selección.
Massa usa un rosario para ver a la selección.
Foto:TWITTER

Lejos de la discusión política, los aspirantes presidenciables de distintas fuerzas se diferenciaron respecto al uso de cábalas que utilizan para acompañar a la Selección Nacional de fútbol durante el mundial que se realiza en Brasil.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Consultados por DyN, el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri; el senador nacional Ernesto Sanz, el diputado nacional Julio Cobos y el legislador Fernando "Pino" Solanas (UNEN); el jefe del Frente Renovador, Sergio Massa; el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, y el gobernador de Entre Ríos, Sergio Urribarri (FPV) se refirieron a los recaudos que toman para transmitir suerte a los jugadores argentinos.

Entre los creyentes se ubicaron Massa, Cobos, Solanas y Urribarri, quienes explicaron que repiten ciertas acciones esperanzados en garantizar un resultado favorable en los partidos.

Cobos indicó que su cábala es compartir un "asado antes o después de cada partido" con familiares o amigos en su casa de la capital de Mendoza.

Por su parte, Massa, confesó que su única precaución es "colgarse un Rosario" durante cada juego, aunque evitó indicar su cumple con el rezo de los cada uno de los padrenuestro y avemarías que establecen esas cuentas religiosas.

Solanas, como ya es tradicional, afirmó que para cada enfrentamiento del seleccionado argentino se pone una polera de color bordó, como la que lo utilizó frecuentemente durante la campaña de 2009 en la que logró la banca para Proyecto Sur.

En tanto, el entrerriano Urribarri explicó que siempre estila, en los matches del seleccionado argentino "ver el partido con toda la familia".

Macri, por su parte, se ubicó entre aquellos que no utilizan cábalas, pero aclaró que su decisión no se sustenta en el escepticismo sino porque "con (Carlos Salvador) Bilardo las perdió todas", en alusión al ex director técnico de la selección, durante los mundiales del 86 y del 90, a quien se lo recuerda por sus llamativas acciones para llamar a la suerte.

Lejos de estas prácticas se ubicó Sanz, quien aseguró que no frecuenta ninguna cábala para acompañar los partidos del seleccionado argentino en Brasil.

En tanto, Randazzo señaló que "no" tiene cábalas pero aclaró: "Mi hijo Gino sí. Habrá que ver qué me obliga a hacer este año".



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Mundial Brasil 2014
  • Selección Argentina
  • cábalas