POLITICA LAVA JATO

Delgado pidió la indagatoria de De Vido por la causa Odebrecht

El fiscal solicitó al juez Daniel Rafecas que llame a declarar al actual diputado, en el marco del caso en el que se investigan sobreprecios en la construcción de gasoductos.

Expediente. El juez Rodríguez investiga un caso revelado por PERFIL en mayo de 2016. Dijo que no hay pruebas aún para indagar a De Vido y Roberto Baratta (abajo), mano derecha del ex ministro de Planificación.
Expediente. El juez Rodríguez investiga un caso revelado por PERFIL en mayo de 2016. Dijo que no hay pruebas aún para indagar a De Vido y Roberto Baratta (abajo), mano derecha del ex ministro de Planificación. Foto:Presidencia

El fiscal federal Federico Delgado pidió este miércoles la declaración indagatoria del exministro de Planificación Federal Julio De Vido y directivos de la constructora brasileña Odebrecht, en la investigación por presuntos sobreprecios y pago de coimas en la ampliación de gasoductos por parte de Transportadora Gas del Norte y Transportadora Gas del Sur.

El pedido del funcionario del Ministerio Públuco al juez Daniel Rafecas es por el delito de defraudación a la administración pública y negociaciones incompatibles con la función pública, según consignó la agencia DyN. 

Se trata de una de las causas en las que se investigan en el país por el escándalo Odebrecht, ya que la propia compañía de Brasil reconoció que pagó U$S 35 millones en sobornos en la Argentina para ganar contratos de obra pública.

Además del ex titular de la cartera de Planificación, Delgado pidió citar al exsecretario de Energía Daniel Cameron; al extitular del Ente nacional del Gas Fulvio Madaro; exvicepresidente de Cammesa Luis Beuret; Néstor Ulloa de Nación Fideicomisos, de directivos de Transportadora de Gas del Norte y Transportadora Gas del Sur; y de Márico Faría Silva, apoderado de Odebrecht.

En 2005 y para el período 2006 y 2008, Transportadora Gas del Norte (TGN) y Transportadora Gas del Sur (TGS) abrieron concursos para hacer las ampliaciones en la distribución de gas que comprendían cañerías paralelas y la instalación de plantas compresoras. Según consta en el expediente, los costos de las obras fueron previstos en U$S 924 millones para TGN y U$S 1.422 millones para TGS. Las irregularidades serían por al rededor de 800 millones de dólares.

Las dos firmas contrataron a las empresas Albanesi SA y CAMMESA (una compañía de energía integrada por el sector privado y el Estado) para realizar las obras. Estas empresas, a su vez, subcontrataron a Odebrecht.