POLITICA

Días clave para la causa de enriquecimiento

La causa por el presunto enriquecimiento ilícito de Julio De Vido atraviesa días clave. La Sala IV de la Cámara de Casación debe decidir si seguirá abierta o es archivada.
En la última audiencia, el fiscal Ricardo Wechsler presentó su posición en “una carilla”, según fuentes del tribunal. Pidió que De Vido siga siendo investigado. Sergio Rodríguez, de la Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA), envió un escrito pidiendo lo mismo. Ahora depende de los jueces Gustavo Hornos, Mariano Borinsky y Juan Carlos Gemigniani.  
De Vido fue sobreseído en 2009 por el entonces juez Octavio Aráoz de Lamadrid, quien consideró que no había pruebas de que De Vido y su esposa, Alessandra Minnicelli, se hubieran enriquecido ilícitamente entre 2003 y 2007. Sostuvo que el matrimonio sólo había incorporado una casa de campo de más de 300 metros cuadrados en Zárate y una camioneta 4x4 Toyota Hilux.
De Vido vivía en un departamento cuyo alquiler rondaba los 3 mil dólares mensuales, casi lo mismo que cobraba de sueldo en 2007. El juez sostuvo que “eventualmente, no es delito que un funcionario gaste todo su sueldo en el alquiler del departamento en el que vive”.
El ex gobernador de Chubut también fue denunciado por supuesto enriquecimiento ilícito por Eduardo Samamé, ex procurador general de Chubut.

Redacción de Perfil.com