POLITICA LOS SAUCES

El abogado de Víctor Manzanares denunció “una persecución judicial”

Carlos Beraldi, también letrado de Cristina en la causa “dólar a futuro”, apuntó contra el juez Claudio Bonadio por haberse declarado incompetente en la causa y luego ordenar la detención del contador de la familia Kirchner.

Foto:Gentileza:Opi Santa Cruz

Carlos Beraldi, abogado de Víctor Manzanares, consideró que hay una clara "persecución judicial" contra su cliente, contador de la familia Kirchner que fue detenido este lunes en el marco de la causa "Los Sauces". Además, denunció y que la orden del juez Claudio Bonadio es "una maniobra distractiva" e "ilegal".

El también letrado de Cristina Fernández de Kirchner en la causa "dólar futuro" reclamó que no hay argumentos para detener a su cliente porque "no hay peligro de fuga ni entorpecimiento". 

"Estoy sorprendido desde el punto de vista de una expectativa jurídica en una causa. Es una medida sin fundamento. Esto se inscribe en una campaña política, es un hecho más, que muestra hasta qué nivel padecemos arbitrariedades. No hay peligro de fuga y ni entorpecimiento", aseguró.

Para el magistrado que ordenó detener a Manzanares, hubo un desvío de pagos de alquileres de la familia Kirchner cuando se le indicó a inquilinos que depositaran en una cuenta de Carlos Sancho, ex gobernador de Santa Cruz, y no en las cuentas que están inhibidas. La detención se concretó en Santa Cruz y la información se conoció esta tarde en los tribunales porteños, en el primer día de inicio de la feria judicial de invierno.

En declaraciones a Radio Nacional, Beraldi dijo que "No se está destruyendo ningún tipo de prueba". "Bonadio ya se declaró incompetente en esta causa. Razón que muestra la ilegalidad con la que se maneja. Esto se reduce a un problema por el cobro de alquileres. Esos inmuebles están alquilados, no son actuales, algunos de ellos se compraron cuando Néstor ni siquiera era intendente en Río Gallegos, están todos en el marco de la legalidad", agregó.

"Estamos sorprendidos e indignados con esta medida. Yo lo único que pude hacer, dado que estamos en feria, cuando me enteré, fue ir al juzgado y presentar un pedido de excarcelacion que espero que esté listo mañana", siguió Beraldi.

"Esto es una persecución judicial", dijo Beraldi. "No me queda más remedio que hablar en esos términos. Es una maniobra distractiva cuando están pasando cosas graves en la economía. Realmente estamos frente a una privación ilegal de la libertad y así voy a pedir que se investigue", concluyó.