POLITICA

El camarista que removió a Bonadio es pariente de los Mercado-Kirchner

Por Luis Gasulla | Se trata del dato oculto de Hotesur que Cristina Fernández de Kirchner quiso mantener en secreto. ¿Quién es el ex “asador” de Néstor?

PERFIL COMPLETO

Foto:Cedoc

Corría el año 2001, Néstor Kirchner no era ni siquiera un proyecto de candidato a Presidente cuando el estudiante de abogacía, Patricio Ricardo Pereyra Arandía, conocía a Natalia Mercado, hija del extinto Armando "Bombón" Mercado y de la candidata a gobernadora por Santa Cruz y actual Ministra de Desarrollo Social, Alicia Kirchner. Dos años después sellaron su amor en Exaltación de la Cruz, localidad en la que se realizó la fiesta de casamiento.

Con Kirchner como Presidente, la pareja se mudó al sur, específicamente a El Calafate en la que obtuvieron terrenos fiscales a un precio vil. No fueron los únicos. Según el portal Sin Reservas, Romina Mercado compró en esa época 10.600 m2 a $7,5 el metro. Como fiscal, se investigó a sí misma. Su ex pareja, Santiago María Lozada, fue el juez que intervino en varias causas contra el matrimonio Kirchner como los famosos fondos de Santa Cruz. El juez amigo de Víctor Alejandro Manzanares, cajoneó la causa rápidamente. Manzanares fue el contador de la familia presidencial.

En las tierras regaladas por el ex intendente de El Calafate, Néstor Méndez, Mercado y Pereyra Arandía construyeron la hostería Los Sauces. Según las malas lenguas, el nombre fue idea de la propia Presidenta para competir contra Los Álamos, hostería de Angélica Girometti de Guatti, mujer que fue muy cercana al ex Presidente Kirchner.

El joven Pereyra Arandía rápidamente fue acogido por la familia Kirchner. La confianza era mayúscula y Patricio se convirtió en el “asador” preferido de Néstor en la quinta de Olivos. El joven estudiante de abogacía luego sería director formal de Hotesur hasta diciembre del 2014. Asumió como director de la firma, según el boletín oficial 31564, el 2 de enero del 2009. Actualmente es apoderado de Idea S.A. que administra los hoteles vinculados a la Presidenta como Alto Calafate, La Aldea y Las Dunas. Él mismo negoció con Aerolíneas Argentinas el hospedaje de la tripulación, semanalmente, en el primero de los hoteles. Lo hizo el 20 de septiembre del 2013 según pudo corroborar el juez Claudio Bonadio que lo investigaba como hombre clave en el entramado de lavado de dinero. El marido de Natalia Mercado, según la base de datos Nosis, se dedica a los “negocios inmobiliarios”.

La tía de Patricio, ex director titular de acciones clase C en Hotesur, es María Esther Pereyra Arandía conocida como “Monona” la recordada secretaria parlamentaria durante el menemismo en el Congreso. Años atrás, la periodista Romina Manguel recordaba en el diario La Nación, que “Monona” era los “ojos de Alberto Pierri en la Cámara de Diputados”. La influyente mujer estaba casada con el ex funcionario de “Isabelita”Perón, Osvaldo Zenón Pérez Pardo. “Monona” fue la suegra del camarista preferido del kirchnerismo, Eduardo “Chiche” Freiler. Uno de los dos camaristas que apartó de la causa Hotesur al juez Claudio Bonadio estaba casado con Marcela Pérez Pardo. Por lo tanto fue durante años primo político de una de las personas que investigaba: Patricio Pereyra Arandía, hombre de extrema confianza de la familia presidencial. De hecho su rostro apareció en los canales de todo el mundo escoltando a Máximo Kirchner en el velorio de su padre al costado derecho del ex fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez.

La carrera judicial de Freiler no sólo tuvo que ver con “Momona” sino también con sus contactos con el kirchnerismo a través de su familia política. La ex secretaria parlamentaria colocó a su yerno al frente de la fiscalía de instrucción Nº22 en los años noventa. Freiler participaría en la investigación por el atentado a la AMIA y se acercaría al hermano del “Señor 5” en tiempos de Menem: Jorge Anzorreguy tal como investigó Manguel en su momento. Al llegar a fiscal federal se divorció de Marcela Pérez Pardo que también tiene una amplia trayectoria en la justicia. Según otra fiscal que conoce a Freiler: “Llegó donde tenía que llegar y se alejó de su mujer, hizo buenas migas con Amado Boudou en la década ganada”. De hecho en Necochea tuvo un estudio jurídico en el que ejerció, durante un breve período, como abogado. El camarista integrante de Justicia Legítima es un caso único: es socio de una financiera en Puerto Madero descubierta por el programa PPT. Se trata de Sociedad Minning Pride.

Fuente de extrema confianza de la familia Mercado y Pereyra Arandía recuerda que, “ya en el 2005 se hablaba de La Rosadita” y “de las reuniones con Néstor Kirchner en Puerto Madero”. Mientras tanto, la causa Hotesur navega en la intrascendencia. Dos camaristas votaron a favor de apartar al juez Claudio Bonadio luego de allanar la inmobiliaria de Máximo Kirchner. Nadie sabía, hasta hoy, que uno de ellos es pariente político de uno de sus ex directores. El juez que reemplazó a Bonadio fue Daniel Rafecas, casualmente, íntimo amigo del camarista pariente del ex director de Hotesur. Vaya paradoja, el 14 de octubre del 2004, en los albores del kirchnerismo, Freiler juró como camarista y Rafecas como juez. El Presidente de la Cámara Federal Porteña, Martín Irurzun, les tomó juramento en Comodoro Py 2002, pasillos que Cristina Fernández de Kirchner no desea recorrer luego de que termine el 2015.

(*) Autor de El negocio de los DDHH y El negocio de la impunidad | En Twitter: @luisgasulla



Luis Gasulla (*)