POLITICA


El delasotismo ganó en Córdoba, pero con menos votos

En pleno narco-escándalo, cosechó cuatro puntos menos que en las PASO. El FIT quedó a un paso del Congreso. La caída de Juez.


Foto:Cedoc.

Por estas horas, las dudas deben invadir al gobernador de Córdoba, José Manuel De la Sota, quien apostaba por un triunfo rotundo para posicionarse como presidenciable de cara al 2015. Pese a que Unión por Córdoba, espacio que lidera el actual gobernador cordobés, ganó la elección a diputados nacionales en esa provincia cosechó cuatro puntos porcentuales menos que en las PASO.

De la Sota, que sufrió un verdadero tembladeral político por el narco-escándalo, llamó a afianzar las relaciones con los gobernadores y no ahorró reclamos para la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. "Me pongo a disposición de todos para que desde mañana comencemos a instrumentar consensos y ganarle la pelea a la inflación, que tanto daño le hacen a los argentinos, y para que todos los gobernadores podamos reunirnos con la Presidenta para que la Nación le otorguen los fondos que le corresponde a las provincia", fustigó De la Sota.

Mientras se llevan escrutadas el 87 por ciento de los votos, el justicialismo anti K que llevó como primer candidato al exgobernador José Schiaretti, sumó el 26,08 por ciento por lo que colocará tres diputados.

En lo que es el segundo distrito electoral del país, la Unión Cívica Radical, con Oscar Aguad a la cabeza, fue segunda con 22,40 por ciento, pero perdió una banca, mientras que tercero se ubicó el Frente para la Victoria con 15,26, que celebró la conservación de las dos bancas que puso en juego.

El dato de color lo puso el PRO ya que su candidato, el exárbitro de fútbol Héctor Baldassi, ingresará al Congreso.

El fenómeno de la Izquierda. La sorpresa de la jornada estuvo marcada por la candidata del Frente de Izquierda y los Trabajadores, Liliana Olivero, quien quedó a punto de convertirse en la primera dirigente del movimiento en acceder a una banca en el Parlamento.

Caída para Juez. En Córdoba, el gran perdedor fue el juecismo, que perdió las tres bancas que puso en juego. Es que el senador Luis Juez casi no participó en la campaña y apenas si se mostró como fiscal de mesa.

Hubo una apuesta para quitar personalismo al frente y no le fue bien. Ernesto Martínez, cabeza de lista de Diputados, se hizo cargo de la derrota.



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • José de la Sota
  • Córdoba
  • Frente de Izquierda
  • elecciones legislativas
  • Baldassi