POLITICA

El kirchnerismo se refugia en el PJ para sobrevivir después de 2015

La elección de autoridades combinó a dirigentes de La Cámpora, sindicalistas, ultrakirchneristas y sciolistas. De la Sota, Rodríguez Saá y Peralta, ausentes.

Foto:Pablo Cuarterolo

La Cámpora, el Movimiento Evita, la CGT oficial, el peronismo ortodoxo, ultrakirchneristas y sciolistas posaron juntos. Con el objetivo de sobrevivir al 2015, el Partido Justicialista logró reunir a todos estos sectores que ayer dejaron las peleas de lado para asumir la nueva conducción partidaria y convencer de que esta estructura continuará gobernando el país.

"Unidos y Organizados terminó estando adentro del PJ", repetía uno de los consejeros del partido minutos antes de iniciarse la votación de las autoridades. "La Cámpora ya no existe más, llamanos la juventud”, bromeaba José Ottavis, diputado bonaerense, y uno de los integrantes de esta agrupación kirchnerista.

En el escenario, el gobernador Daniel Scioli se reía con su colega de Entre Ríos, Sergio Urribarri, quien con el traje de candidato presidencial lo suele criticar durante sus recorridas por la provincia de Buenos Aires.

Compartían el mismo espacio el resto de los dirigentes del oficialismo que también sueñan con convertirse en candidatos presidenciales: Jorge Capitanich (jefe de Gabinete), Juan Manuel Urtubey (gobernador de Salta), Florencio Randazzo (ministro del Interior y Transporte), Aníbal Fernández (senador), Agustín Rossi (ministro de Defensa), Julián Domínguez (diputado).

La designación del gobernador de Jujuy, Eduardo Fellner, como presidente del PJ esquivó las definiciones electorales y la creación de vicepresidencias honorarias para los presidenciables demostró que aún no hay ningún elegido para encabezar la sucesión, pero dejó a todos contentos por igual. También, con el objetivo de reforzar la unidad, se repartieron cargos para los movimientos sociales, La Cámpora (obtuvo 9 de 37 secretarías), sindicalismo, intendentes, y rama femenina.

A Fellner lo acompañarán en la conducción Capitanich, Antonio Caló, Beatriz Rojkés de Alperovich y Eduardo de Pedro. “Nosotros somos parte del peronismo y bancamos a todos los candidatos por igual”, le dijo a PERFIL el diputado De Pedro. Y para descartar  resquemores de La Cámpora con el gobernador bonaerense, aseguró que Scioli también es “bancado” por esta fuerza.

“Tienen que sacarse la mochila de mariscal, acá nadie se salva solo”, reclamó Urtubey, quien pidió unidad a los precandidatos a presidente.  Debajo del escenario, festejaban la unidad el ex secretario de comercio, Guillermo Moreno y José Alperovich, a quién le insistieron que suba el escenario, pero prefirió mantener el perfil bajo luego del escándalo con la modelo Marianela Mirra.

“Queremos seguir gobernando el país en 2015, acá están nuestros precandidatos y los vamos a acompañar”, dijo Fellner al asumir la conducción partidaria frente a 708 congresales. También disparó contra el Frente Renovador, al asegurar que al PJ “no nos une el espanto, ni las ganas de hacer negocios”. Sin embargo, la unidad es también una respuesta a la amenaza de perder las próximas elecciones.

La supervisión de Cristina

“¡Ah! bueno, estamos todos”, le dijo Julián Domínguez al secretario Legal y Técnico, Carlos Zannini, cuando lo vio llegar al Congreso del PJ. “El Chino”, como lo llaman al principal consejero de Cristina Kirchner, había participado de la designación de autoridades que se resolvió el día anterior a la votación partidaria. La presencia del funcionario de mayor confianza de la Presidenta en el partido había molestado al peronismo disidente como Daniel Peralta (Santa Cruz), José Manuel de la Sota (Córdoba) o los hermanos Rodríguez Saá (San Luis), a los que se los quiso incluir en esta nueva conducción, pero finalmente rechazaron la invitación.

“El que quiera ganar va a estar, dale tiempo”, le dijo Scioli a PERFIL sobre estas ausencias. “Me hubiese gustado que estén”, opinó el gobernador de San Juan, José Luis Gioja. Por su parte, el gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sota, calificó al Partido Justicialista de “vegetativo” y confesó que con el titular del Frente Renovador, Sergio Massa, puede “tener una relación de mayor afinidad” que con otros postulantes presidenciales. Los Rodríguez Saá podrían responderle al PJ el lunes, si viajan a San Juan para fotografiarse con Massa.



Rosario Ayerdi