POLITICA LA AGENDA DE LA EX PRESIDENTA


En su primer viaje al exterior, CFK va a Ecuador con Correa de anfitrión

Dará una charla organizada por el presidente ecuatoriano. No había abandonado la Argentina desde que dejó la presidencia. Ayer, cuestionó a Macri ante la ONU.

Construccion. La ex jefa de Estado intensificó su actividad política en el Conurbano bonaerense.
Construccion. La ex jefa de Estado intensificó su actividad política en el Conurbano bonaerense. Foto:Cedoc Perfil
Viajes al exterior, más tiempo en Buenos Aires, y la conducción de un frente nacional que deposite al kirchnerismo otra vez en el poder son parte de la agenda de Cristina Kirchner. La semana que viene estará en Quito, Ecuador, para exponer en un encuentro latinoamericano organizado por la Alianza País del presidente Rafael Correa. Será su primer viaje al extranjero desde que dejó el poder. Con un anfitrión con el que tiene una excelente relación.

Ayer, en sintonía con el interés que demuestra por los asuntos internacionales y la política doméstica, CFK envió una carta al secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-Moon para alertarlo sobre la “capitulación” del actual jefe de Estado, Mauricio Macri, ante los fondos buitre.

“La capitulación de Argentina ante los fondos buitre ha sido extremadamente perniciosa desde el punto de vista internacional, en tanto no sólo se ha dejado de cerrar el cerco con el que se había avanzado en los últimos años, sino que los buitres han salido fortalecidos con su victoria económica, política y diplomática”, escribió.

Tiene otra invitación de una universidad de Nueva York para exponer, pero aún no definió cuándo asistirá. Se trata de la New School University, que entrega las becas Néstor Kirchner para estudiantes latinoamericanos todos los años.
Permanencia. La ex presidenta resolvió pasar más tiempo en Buenos Aires –al menos dos semanas al mes– y ponerse al frente de la construcción de un frente “nacional y popular” que le devuelva al kirchnerismo el poder. Sobre una eventual candidatura, el jueves, en La Plata, fue ambigua: “No importa el nombre”, dijo. Pero al igual que lo había hecho en la sede porteña de ATE bajó línea a la militancia para fortalecer al espacio que lidera con el objetivo de ser competitivos tanto el año que viene, en las legislativas, como en las presidenciales de 2019.

Una fuente que dialoga con frecuencia con la ex presidenta contó a PERFIL que cuando dio su discurso en las afueras de Comodoro Py, en el que llamó a la construcción de un frente ciudadano, no quería saber nada con seguir haciendo política. “Está cansada, no quiere que le pidan nada, pero vio que nadie se prendió con la construcción del frente ciudadano y se vio obligada a ponerse al frente de esa construcción”, contó la fuente a este diario.

Además, la ex presidenta dijo ahora a sus colaboradores que nunca elogió al jefe del Frente Renovador, Sergio Massa. Y que, por el contrario, lo cuestionó. “Nunca dije que Massa es uno de los nuestros”, les comunicó a sus íntimos Cristina Kirchner, y advirtió que lo que sí dijo es que Massa es “el candidato del establishment”. Massa había dicho que ella era “parte del pasado”.

La reacción no se hizo esperar. La ex presidenta lo criticó duro.

Aliados. Los aliados de Cristina Kirchner en la región están complicados, con la excepción de Rafael Correa y Evo Morales, que tienen chances de ir por otro mandato en sus países. En cambio, Lula Da Silva y Dilma Rousseff, recientemente destituida, están con su futuro político y judicial complicado. Mientras que el venezolano Nicolás Maduro también enfrenta una situación crítica.