POLITICA AMENAZAS A VIDAL

Fiscal del incendio en tribunal de San Martín: "Uno no pierde la capacidad de asombro"

Paul Starc dijo "algo como lo de ayer nunca he visto". Además, indicó que las pericias apuntan a que el fuego fue provocado de forma intencional.

Paul Starc
Paul Starc Foto:Dyn

El fiscal federal Paul Starc, encargado de investigar el incendio en el Tribunal Oral Federal 3 de San Martín, que se sospecha que habría sido provocado, negó que los custodios del edificio estuvieran dormidos tal y como trascendió y con respecto al incidente afirmó que "uno no pierde la capacidad de asombro".

El funcionario judicial afirmó que según las pericias realizadas por las autoridades se trataría de un hecho provocado de forma intencional: "Todavía no se han finalizado las pericias pero en principio, según el adelanto policial, fue intencional. Se encontraron bidones, se encontró el encendedor, ahora se está tratando de establecer cuál fue el ingreso y quiénes fueron los autores".

Consultado por radio Vorterix sobre el comportamiento de los custodios del tribunal, Starc negó que estuvieran dormidos: "La custodia que es personal de Gendarmería se encontraba en el interior del tribunal oral. Estaban despiertos pero dentro del edificio". 

El fiscal federal anticipó que aún no se puede determinar la cantidad de material perdido tras el incendio: "Esto se empezará hoy porque ayer hasta última hora los peritos estuvieron en el interior realizando las pericias de rigor, veremos lo que se perdió, lo que se quemó y lo que agua destruyó". Asimismo, indicó que cuando desaparece un expediente "se lo trata de rehacer" auqnue adelantó que este tipo de incidencias complican la causa: "Hhabrá que ver si se puede reconstruir en su totalidad", precisó. 

Starc reconoció que "uno no pierde la capacidad de asombro, algo como lo de ayer no he visto" "Hasta el día de hoy nunca había pasado semejante cosa, digamos nadie no solamente no había prendido intencionalmente un fuego en una oficina de unos tribunales pero en este caso ingresaron que es todavía peor", resumió, y añadió: "Dejar un mensaje, quemar y retirarse... Tenían logística y conocían el lugar bastante bien".