POLITICA CONTRATACIONES IRREGULARES

Gonella denunció a Niembro y a varios funcionarios PRO

Foto:Cedoc

El fiscal antilavado Carlos Gonella denunció ayer a Fernando Niembro y a su socio, Alberto Meza, por el presunto delito de lavado de activos, y a Horacio Rodríguez Larreta y otros funcionarios del gobierno porteño por incumplimiento de sus deberes públicos.

Para Gonella, titular de la Procelac (Procuraduría de Criminialidad Económica), hay un universo de 164 contrataciones que el gobierno adjudicó a La Usina Producciones “de forma directa, evitando las licitaciones que impone la ley”. Sostiene que lo justificaron basándose en el decreto 556/10, que habilita las contrataciones directas para “operaciones impostergables”, pero para el fiscal “la realización de encuestas o el reparto de folletería no pareciera estar encuadrado en ese régimen excepcional”. Además de Larreta, fueron denunciadas las ministras de Desarrollo Social y Salud, Carolina Stanley y Graciela Reybaud, y el secretario de Comunicación Social, Pablo Gaytán. Los investigarán por incumplimiento de los deberes de funcionario público, negociaciones incompatibles con el ejercicio de la administración pública y administración infiel. Y, junto al fiscal ad hoc Milton Khaski, consideraron que Niembro y Meza pusieron en circulación “esta suma millonaria” producto de actividades ilícitas (se calculan unos $ 20 millones). Además, solicitaron que la causa original, que tramita ante el Juzgado Nacional en lo Criminal de Instrucción N°23, sea remitida a la Justicia federal. La denuncia recayó en el juzgado federal número 7, del juez Sebastián Casanello.

Fuentes del gobierno porteño explicaron a PERFIL que todos los contratos de publicidad son por contratación directa, una metodología que utilizan también los gobiernos nacional y bonaerense. Y recordaron que “Gonella es un fiscal kirchnerista que fue procesado por tapar la causa de Lázaro Báez”.

 

Antecedente

En septiembre del año pasado, los auditores porteños que representan al kirchnerismo se negaron a que la Auditoría General de la Ciudad incluyera en su Plan Anual la posibilidad de hacer un seguimiento de lo actuado por la Secretaría de Comunicación Social. De esa dependencia salió gran parte de los contratos que el gobierno porteño adjudicó a La Usina Producciones, la firma vinculada a Fernando Niembro. Cada año, la Auditoría arma su plan de trabajo, que es elevado a la Legislatura.

El 30 de septiembre último, se definió el de 2015. Allí, Facundo Del Gaiso, de la Coalición Cívica, solicitó que se incluyera una auditoría a esa dependencia. Consideró que “su inclusión en la planificación era importante dada su relevancia presupuestaria”. Sin embargo, tanto los tres representantes del PRO como los tres del Frente para la Victoria se opusieron al pedido.



Gabriel Ziblat