POLITICA

González y Sarlo: ¿hubo kirchnerismo para todos?

Los intelectuales discutieron sobre la políticas del gobierno y el relato. El dolor y el funcionario. Video.

Foto:Juan Ferrari - Diario PERFIL

En este tercer fragmento que rescata Perfil.com de la rica entrevista de Jorge Fontevecchia a Horacio González y Beatriz Sarlo en Diario PERFIL, los intelectuales se refieren a la gestión y al relato kirchnerista. 

En la conversación, que gira principalmente en torno al transporte y la pobreza, emergen una Sarlo "dolida" y un González "funcionario".

Aquí, el diálogo completo de esa parte y un extracto en el video.

Fontevecchia: —Con la pobreza estamos estancados. Aun Macri, si quisiera ser presidente, no puede imaginar un país de ajuste porque sin crecimiento corre riesgo la democracia. El kirchnerismo maximizó las posibilidades que tenía de redistribución y de utilización del Estado como polea de crecimiento. Llegó hasta acá. Hoy, ese “gran sujeto de la enunciación”, en palabras de Beatriz, está desdibujado porque la economia está estancada.

González: - Pero creó un entusiasmo.

Sarlo: - No tocó algunos problemas fundamentales que están abiertos; los evocan, por ahí, Pino Solanas.

G: - No hay ningún problema fundamental que el kirchnerismo no haya tocado, bien o mal.

S: - Tocó muy mal un problema fundamental, que es el sistema de transporte. Hizo de un sistema en decadencia un caos de subsidios. No mejoró en un sentido del progreso algo que afecta todo: desde la cadena de distribución de las mercancías hasta la cadena de salida de las exportaciones, hasta el movimiento de la gente más pobre que vive en Morón y tiene que llegar después de viajar tres horas a Buenos Aires. Los subsidios habrá que sacarlos a los que vivimos en Buenos Aires porque estamos pagando el 20% de lo que pagan la electricidad en Córdoba. Entonces, muchos van a perder y no solamente los de Recoleta, que ya perdieron lo suficiente, o voy a perder yo, que soy de Caballito. Tenemos que avanzar con los pobres. Esos no tiene que perder nada, esos tienen que ganar.

G: - No sé si hay una respuesta cabal, una alternativa política que crea, como acaba de señalar Beatriz, que buscando dos focos estratégicos donde invocar el ser de acciones públicas, como el de transporte y materia habitacional, quien venga y trabaje ahí encontraría la fórmula áurea para… El kirchnerismo tocó, aun cuando tocó mal los problemas, porque a veces tocar mal un problema es replegarlo al conjunto de la comunidad y después poder tratarlo mejor, no se puede desconocer que haya intentado todas las… Bueno, sobre el transporte, sobre materia habitacional, sería desconocer mucho…

S: - Tocó el transporte, en efecto, y tienen a dos ex secretarios de Transporte procesados. Lo estoy juzgando con seriedad y dolor.

G: - Yo también quisiera hablar desde el punto de vista que hablás vos. Pero soy funcionario, y trato de despojarme de esa condición para poder pensar mejor. Pero cuando no me olvido que soy funcionario, tengo la obligación de pensarme inscripto en un conjunto. Son obstáculos permanentes que se van a presentar a futuros gobiernos. Soterrar el Sarmiento va a ser un problema para cualquiera, lo logre hacer o no. Erradicar las villas miseria o urbanizarlas va a ser un problema para cualquiera, si es que realmente, como decís vos, es un conjunto de cuestiones entrelazadas que prácticamente harían al problema central de la nación. Y una nación que vos definís como que “no se puede hacerla con todos”…

S: - Yo no dije que no se pueda hacer con todos. Dije que no todos ganan todo el tiempo.

G: - Pero eso es obvio. Es la mejor definición que acabás de hacer del kirchnerismo. Puede haberlo hecho de una manera desprolija, pero tomó la idea de un sujeto popular y construyó un relato. Muchas veces el kirchnerismo tomaba decisiones que pertenecen a amplísimos campos de la economía y el sujeto popular pareciera desvanecerse. Eminentemente, surgió la idea de que había una distancia entre el relato, y ese relato son cánticos, etcétera, que evidentemente dan una marca de entusiasmo. La palabra entusiasmo no logra suscitarse solamente con crecimiento. El frondizismo es lo último que conozco de desarrollismo que logró entusiasmo. Aún hay desarrollistas de Frondizi… Pero no sé si ahora eso se va a lograr sin un fuerte concurso y un cambio de lenguaje en los medios de comunicación, en el llamado periodismo de investigación. Cuando dice relato, parecería que al final se logró hacer creer que relato era una especie de cobertura errónea sobre actos que nunca… Digamos discurso, entonces. Eso va a tener que cambiar.



Redacción de Perfil.com