POLITICA INTERNA PERONISTA


Esmeralda y Fénix: dos grupos sin líder que buscan la renovación del PJ

Los intendentes se agrupan, arman bandos y les ponen nombres entretenidos. Varios están en ambas reuniones y reconocen que no hay diferencias, solo "se marcan la cancha".

Intendentes
Intendentes
Foto:Cedoc
La renovación peronista en la provincia de Buenos Aires aún está lejos de unificarse detrás de un líder político que los agrupe y los lleve a las urnas en 2017. En las últimas semanas salieron a la cancha el "Grupo Esmeralda" y luego el "Grupo Fénix": ambos conformados por intendentes del conurbano bonaerense y diputados nacionales, buscan mostrarse como los renovadores del partido y los líderes del movimiento tras la derrota electoral de 2015.

Martín Insaurralde (Lomas de Zamora), Gabriel Katopodis (San Martín), Mariano Cascallares (Almirante Brown) y Juan Zabaleta (Hurlingham) lideran el primero, más asociado con la renovación del espacio peronista. Gustavo Menéndez (Merlo), Walter Festa (Moreno), Ariel Sujarchuk (Escobar), Verónica Magario (La Matanza), Juani Ustarroz (Mercedes) y Leo Nardini (Malvinas Argentinas) se ubican en el segundo, más identificado con las banderas del kirchnerismo pero sin atar su destino al del gobierno anterior.

Lo curioso es que varios de los jefes comunales participan en los dos grupos y no tienen problema en sacarse fotos con ninguno de los dos. ¿Las diferencias dónde están? "Se marcan la cancha, no hay peleas de fondo", resumió un operador político muy activo de las filas que aún se mantienen "sciolistas".

Así, a nadie sorprende que, por ejemplo, el diputado Diego Bossio , uno de los primeros en abrirse del bloque del FPV en Diputados, se muestre con Insaurralde y luego junto a Magario y Festa. Algo similar sucede con Menéndez, Sujarchuk y Nardini que comparten acto con los "Esmeralda" y los "Fénix". Inclusive, varios de ellos dirán presente hoy en el hotel NH de la ciudad de Buenos Aires para recordar el triunfo de Antonio Cafiero el 6 de septiembre de 1987 para la gobernación bonaerense. Dato no menor: el presidente del PJ, José Luis Gioja, viajó desde San Juan para asistir a este acto. ¿Y Daniel Scioli? El vice del partido estuvo ayer en TN. Transpirado frente a las cámaras, dijo que se quedó "angustiado" por no poder ser presidente, aunque no descartó una "revancha". Sin decirlo, es uno de los primeros en anotarse para la carrera de 2019.

Más allá de las fotos, queda claro con estos movimientos donde todos hablan con todos, que el problema es la falta de un líder dentro del peronismo. Esa debilidad es una de las mayores ventajas que tiene hoy el presidente Mauricio Macri. "La derrota nos dejó sin líder. Nadie aglutina, entonces todos quieren mostrarse. Las fotos son parte de este trabajo, después hay una cuestión de egos imposible de esconder, pero no se puede hablar de dos grupos enfrentados", resumió un jefe comunal que se muestra en los dos sectores.

¿Buscarán a Sergio Massa? ¿Saldrá a la cancha Florencio Randazzo? El diputado del Frente Renovador hoy parece más enfocado en la alianza con Margarita Stolbizer que con sacarse una foto con el PJ. No quiere repetir los errores políticos que minaron su capital político después de la victoria de 2013, cuando se preocupó más por los acuerdos territoriales que por la agenda de la sociedad. Pero mira con atención. Y Randazzo, según dijo a este portal un conocedor de la rosca interna "hoy tiene miedo al carpetazo y prefiere esperar a ver que pasa". 

El peronismo, hoy, es un partido de fotos, actos y llamados. Le falta una cabeza que dirija, algo que debe llegar cuanto antes si tiene aspiraciones de competir de verdad en las legislativas del año que viene.