POLITICA

Habló Carlos Molinari, el multimillonario jefe de Leo Fariña

El empresario dice que no conoce a Báez pero sí a Elaskar.

Foto:Cedoc

El empresario multimillonario Carlos Molinari quedó salpicado por el escándalo de supuesto lavado de dinero por parte de Lázaro Báez luego de que se conociera que fue el jefe de Leonardo Fariña. El empresario rompió el silencio en el programa de Jorge Rial en radio La Red y aseguró que al dueño de Austral Construcciones “no lo vi nunca en mi vida”.

Sobre su relación con Fariña, Molinari contó que "llegó a fines de 2010 a través de un amigo de mi hijo con la idea de una agencia de alquiler de autos de lujo. Lo que fue muy bienvenido, todo lo que sean inversores, a eso me dedico, no es una ilegalidad".

"Me pareció un chico despierto, rápido", explicó. "No es extraño que uno se rodee de gente joven, porque tiene más empuje. Yo cuando tenía 20 años era vendedor inmobiliario", continuó.

Molinari reconoció que la Ferrari que manejaba Fariña era de él: "No estoy revelando nada, está registrado en la AFIP, la pagué yo, la compré con mi nombre". Además, confirmó que la fiesta de casamiento "la pagó la empresa. Está dentro de nuestro presupuesto, porque tenía un caracter promocional. No vamos a trabajar con Ferraris y festejar en el patio de nuestra casa".

"Yo lo tenia contratado a Fariña por 6.000 pesos por mes, pero aquí se confunden regalías con comisiones. Fariña no trabajaba exclusivamente para mí. Tenía un sueldo en blanco de 6.000 pesos y un acuerdo por las inversiones que podía traer", detalló.

Sobre el financista dueño de SGI, Federico Elaskar, Molinari dijo conocerlo "desde que tenía 15 años, era amigo de mi hijo. Tenía un departamento en el mismo edificio que nosotros. Un día cayó el FBI porque se dedicaba a tirar botellas por la ventana, era un chico revoltoso”, explicó.

De todos modos, el empresario aclaró que "nunca hice un negocio, nunca tuve nada que ver. Lo conozco desde que hacía desastres de chiquititos, pero nunca hice un negocio con él", agregó.

"No lo vi en mi vida". El empresario -que en 2011 fue compañero de fórmula de Mario Ishii, en la lista 678- negó haber conocido al empresario kirchnerista Lázaro Báez, acusado de lavado de dinero: "No lo vi en mi vida, jamás crucé una llamada con él, ni un saludo y de 2003 a la fecha no hice negocios con el Estado", argumentó.

Además, Molinari dijo que "no le consta" que Fariña esté en redes de lavado de dinero. “Nunca me trajo una propuesta así,que me investiguen de arriba abajo, soy un hombre de negocios”, se defendió el hombre que tiene inversiones inmobiliarias en Argentina y Estados Unidos.


Redacción de Perfil.com