POLITICA CONTRABANDO ADUANERO

Hallan una pista firme para dar con el prófugo cuñado de De Vido

"El Mono" Minnicelli estaría escondido en Entre Ríos, aunque los investigadores no descartan que haya cruzado rumbo a Uruguay.

'El mono'. Minnicelli se escapó de su casa en Palermo hace 85 días. La Justicia cree que puede contar con
'El mono'. Minnicelli se escapó de su casa en Palermo hace 85 días. La Justicia cree que puede contar con "protección". Foto:Cedoc Perfil

El empresario Claudio “el Mono” Minnicelli, cuñado del ex ministro de Planificación Julio De Vido y uno de los dos prófugos de la Justicia en el marco de la causa por la mafia de los contenedores, recibió una “ayuda” esta semana. Fue luego de que un diario local de Entre Ríos publicara que había llegado a la localidad de Colón una comitiva policial para dar con su paradero. Es más, precisaban que la búsqueda se centraba en propiedades ubicadas en la costa del río Uruguay, ante la sospecha de que podía estar escondido allí. Los investigadores no descartan que haya cruzado a la otra orilla.

La publicación causó un profundo malestar en la Justicia, que desde hace 85 días busca dar con Minnicelli, acusado de asociación ilícita, junto al empresario Oldemar “Cuqui” Barreiro Laborda y Federico Tiscornia, el “arrepentido” de la causa, por la que también está detenido el ex jefe de la Aduana de Buenos Aires Edgardo Paolucci. A ellos y a otras ocho personas se los acusa de haber adulterado documentación y datos de contenedores que estaban en el puerto porteño bajo la lupa de la Justicia.

La filtración del dato sobre la llegada de la delegación generó tanto malestar como frustración, ya que era la primera pista que se tenía sobre Minnicelli desde diciembre y se vio truncada. A fines de 2016, el juez de la causa, Marcelo Aguinsky, había ordenado el allanamiento a la casa de Minnicelli, sobre la calle Honduras al 5600, en pleno corazón de Palermo Hollywood, tras una pista obtenida por la Policía Metropolitana. Sin embargo, cuando llegaron al lugar, Minnicelli no estaba ahí. A esta situación y la reciente de Entre Ríos, se suma la que sucedió el mismo día en que se ordenó la detención de Minnicelli y los otros miembros de la banda. Ese martes 25 de octubre, luego de que se conociera que era buscado por la Justicia, el Mono fue visto desayunando en un reconocido bar cercano a su casa.  Distintas fuentes consultadas por PERFIL coincidieron en que no puede descartarse una “protección” a Minnicelli, cuyo rol activo quedó claro en las escuchas que permitieron desbaratar la banda. En un determinado momento, Federico Tiscornia se refiere a él como “el número uno”, en tanto que en otra de las conversaciones se lo señala como una persona “de la que se puede aprender mucho”. Mientras que por su parte, Barreiro Laborda daba a entender que era lo mismo hablar con él que con Minnicelli.

Precisamente junto a Barreiro Laborda y otros de los procesados en la causa, que podría ser elevada a juicio oral en los próximos dos meses, Minnicelli también quedó involucrado en el expediente que se inició en agosto pasado contra el titular de la Aduana, Juan José Gómez Centurión, y que fue enviado por el juez Ariel Lijo al Fuero Penal Económico, donde es investigado por Aguinsky y la fiscal Rivas Diez.

Tal como adelantó PERFIL la última semana, la búsqueda de Minnicelli está a cargo del Comando Federal de Recaptura de Evadidos. El organismo, que está bajo la órbita de la Secretaría de Seguridad, fue relanzado en abril pasado por orden de la ministra Patricia Bullrich, quien sigue de cerca la búsqueda del prófugo de la Justicia.