POLITICA

Intentan que la Justicia intervenga y prorrogue las licencias de bingos

PERFIL COMPLETO

Foto:Cedoc

La situación en los cinco bingos porteños recuperó la calma el martes pasado, luego de que el gobierno de la Ciudad accediera a firmar la prórroga de las concesiones. Así se evitó que unos 400 trabajadores quedaran en la calle. Sin embargo, esa tranquilidad tiene una fecha de vencimiento: la extensión de las licencias se estableció en treinta días hábiles y todo hace suponer que el 5 de junio se retomará la misma discusión.
Por estas horas, las partes involucradas (Lotería Nacional, el Instituto de Juegos de la Ciudad y Aleara –el sindicato que nuclea a los trabajadores del rubro–) planean estrategias para salir ilesas de una nueva escalada. La jugada que ensayan los dos primeros tiene como objetivo lograr la intervención de la Justicia en el caso y que, con una medida cautelar, haga que las actuales concesiones sigan al menos hasta fin de año con cero costo político para las partes en cuestión. Es decir, que ni el Instituto de Juegos de la Ciudad ni Lotería Nacional tengan luego que dar explicaciones de sus propias decisiones. La semana que viene empezarán a realizarse reuniones para que así suceda.

Lo cierto es que Lotería podría extender la prórroga pero se niega a hacerlo mientras el GCBA no levante la denuncia penal contra la cúpula de la intitución por una licitación lanzada, según denuncian, de manera irregular. Y del lado del gobierno porteño prefieren moverse con cautela luego de que Gabriela Michetti criticara la relación que el PRO tiene con el sector de los empresarios que manejan el negocio del juego.
Denuncia. En el Instituto de Juegos y Apuestas porteño evalúan por estas horas presentar una denuncia contra Aleara. Según fuentes de esa dependencia, en medio de la polémica por la extensión de las licencias, un numeroso grupo de personas ingresó a las oficinas del instituto y destruyó parte de las instalaciones. Ocurrió ante la mirada de un puñado de efectivos de la Metropolitana. Desde esas oficinas contaron a PERFIL que si la prórroga se vence y no hay una solución, piensan dar asueto a sus empleados.



Patricio Navarra