POLITICA

Jaime llegó en remis al primer juicio en su contra con un recurso para demorarlo

El exfuncionario kirchnerista asistió a los tribunales de Córdoba donde deberá enfrentar el juicio que comienza hoy.

PERFIL COMPLETO

Foto:Télam

Ricardo Jaime, ex secretario de Transporte, será el primer exfuncionario kirchnerista que se sienta en el banquillo de los acusados. Esta mañana llegó en remis junto a su abogado Marcelo Brito a los Tribunales de la Ciudad de Córdoba, pero antes de que comenzara la primera audiencia presentó un recurso de casación para demorarlo.

El juicio comienza hoy y el exfuncionario llegó al Tribunal Oral Federal 2, que fijó para hoy el comienzo del juicio oral contra Jaime por el delito de sustracción de documentación frente a un allanamiento que el juez federal Norberto Oyarbide había ordenado en la casa del exfuncionario en Carlos Paz en la causa por enriquecimiento ilícito, ocurrido en 2010.

En la jornada de hoy están citados los cinco testigos que estuvieron el día del allanamiento de una de las propiedades del exfuncionario, ocurrida el 7 de junio de 2010. Pero el ex funcionario, que llegó en remis a las 9.15 junto a su abogado, pretende demorar nuevamente el juicio.

En principio, se prevé que el juicio demorara solamente tres jornadas y, aunque la condena es excarcelable porque prevé penas no mayores a 3 años a prisión, el juicio puede ser determinante en el resto de las causas que tiene a su contra por corrupción.

En la causa por enriquecimiento ilícito, Jaime no pudo justificar el descomunal crecimiento patrimonial suyo ni el de su mujer, hasta llegar a los 12 millones de pesos, entre 2003 y 2009, mientras era secretario de Kirchner. En medio de esa fortuna, apareció un avión privado a su nombre.
 

El exsecretario de Transporte posee otros tres juicios orales que esperan su inicio. Una es la que investiga la Tragedia de Once, en la que Jaime está procesado por "administración fraudulenta" y "estrago culposo" junto a su sucesor, Juan Pablo Schiavi, los hermanos Claudio y Mario Cirigliano y otros 25 empresarios y exfuncionarios de Transporte y la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT).

Hay un segundo proceso oral y público que también lo vincula con Claudio Cirigliano, dueño de Trenes de Buenos Aires (TBA): la empresa sospechada de pagarle taxis aéreos para que Jaime viajara a Córdoba y a Brasil con su familia. Por sus funciones, Jaime debía controlar la concesión de TBA de las líneas Mitres y Sarmiento.

El tercer juicio oral y público que aguarda el exsecretario de Néstor Kirchner es por los alquileres de un departamento de lujo en la Avenida Libertador, que era pagado por la Terminal de Ómnibus de Retiro (TEBA), también bajo el control de Jaime. La instrucción estuvo a cargo del polémico juez Norberto Oyarbide.


*Especial para Perfil.com



Ariel Bogdanov, desde Córdoba (*)