POLITICA PRESO EN EZEIZA

La defensa de Lázaro Báez insiste con la prisión domiciliaria

Dicen que está deprimido en Ezeiza. Hablan de "desarraigo y falta de contención afectiva".

Dibujos de Temes
Dibujos de Temes Foto:Pablo Temes
Bajó 4 kilos, recibe asistencia psicológica y paga comida a los presos. Lázaro Báez vive este presente en la prisión de Ezeiza. Hoy, su abogado Maximiliano Rusconi presentó un escrito para que de manera "urgente" le otorguen la prisión domiciliaria. Según él, padece "un estado depresivo ansioso". 

El informe médico que detalló PERFIL días atrás da cuenta que aunque Lázaro refiere que “perdió 16 kilos”, la balanza del Cuerpo Médico Forense reporta que bajó sólo 4. Los médicos confirmaron sus enfermedades de base (diabetes tipo 2, presión alta, arritmia) pero sostienen que puede recibir tratamiento en el hospital penitenciario y le recomendaron una dieta especial. 

El empresario presenta un trastorno de adaptación con un estado de “ánimo depresivo”. Está “angustiado por su situación judicial”, refieren. Se le recomendó tratamiento psicológico, algo que ya está haciendo en el penal, señalaron las fuentes judiciales a este diario. “El lugar donde cumple su detención es adecuado para su tratamiento”, dijeron los peritos oficiales.

Sin embargo, en el nuevo escrito, Rusconi afirma: "Báez padece de sobrepeso, sedentarismo y dislipemia, con un cuadro diabetes tipo II de 7 años de evolución, además de hipertensión arterial y adicionalmente, asma bronquial leve persistente, y gastritis crónica en tratamiento", según informó Clarín.

Rusconi agregó que su defendido presenta una "alta morbimortalidad de acuerdo a su edad" (60 años), y añade que a esto se suma "el estrés constante al que está expuesto producto de su detención" considerando que le genera "un aumento de sus niveles de adrenalina y cortisol, con eldesequilibrio metabólico".

Todo va a contramano de lo que señaló el cuerpo forense que informó al juez Sebastián Casanello que al momento de realizarle a Báez el estudio "se presentaba lúcido, afebril, hemodinámicamente compensado, orientado en tiempo y espacio" y destacaron: "Sin signo de enfermedad física aguda en evolución".

La defensa piensa todo lo contrario y en el escrito indica que si Báez continua preso "habrá graves consecuencias perjudiciales hacia su salud, que no puede ser tratado adecuadamente intramuros".