POLITICA VOLVIO A LA JUEZA


La familia de Nisman rechaza el regreso de la causa a Palmaghini

PERFIL COMPLETO


Foto:Cedoc Perfil
A 517 días del hallazgo sin vida de Alberto Nisman, persiste la disputa por el juez que investigará su muerte.
El jueves, la Cámara Nacional de Casación Penal revirtió la decisión de la Cámara del Crimen, emitida el 22 de marzo, y devolvió el voluminoso expediente ­que ya supera los sesenta cuerpos­ al Juzgado Nacional Criminal de Fabiana Palmaghini.
La magistrada deberá reasumir la instrucción, a pesar de que se esperan recursos ante la Corte Suprema.
El tribunal de Casación, integrado por Mario Magariños, María Laura Garrigós de Rébori –presidenta de Justicia Legítima– y Daniel Morín, aceptó el recurso que había interpuesto la defensa de Diego Lagomarsino, el ex empleado informático de la UFI AMIA que reconoció haber entregado a Nisman el arma de fuego con la que fue encontrado sin vida.
La medida motivó protestas de los querellantes que impulsan la intervención del fuero extraordinario. “Pasó un año y medio de la investigación, no es posible que la Cámara sostenga
que no hay elementos de prueba que permitan al menos no descartar que fue víctima de un crimen”, declaró el abogado de las hijas y la ex mujer de Nisman, Manuel Romero Victorica. Y agregó: “Cuando hay pruebas de rigor científico como en este caso, me parece que decir a esta altura de la investigación que no se puede determinar que Nisman haya sido víctima de un homicidio es una visión muy sesgada de la causa”.
Entre los argumentos centrales de Casación está la idea de que no hay constancia de que Nisman haya sido asesinado o “sustento en ningún elemento probatorio” para relacionar el trágico suceso con la tarea que él desempeñaba o el hecho de que, cuatro días antes de su fallecimiento, hubiera denunciado a la entonces jefa de Estado, Cristina Kirchner. También desvincularon el fallecimiento de las amenazas que había recibido él y su familia e insistieron en que este tema debe ser tratado de forma independiente en el fuero federal.
La cuestión seguirá abierta, pues el fiscal de la cámara de Casación, Ricardo Sáenz, anunció que apelará la medida ante la Corte Suprema de Justicia.
También anticiparon su rechazo a la medida los abogados de la querella, ­esto es, de los familiares de Nisman que han sostenido desde el inicio la necesidad de que el caso sea tramitado en la Justicia Federal porque sostienen que se trata de un homicidio.
El fiscal Sáenz explicó a PERFIL que “a partir de la notificación del fallo, hecha este viernes, corren diez días hábiles para que se pueda interponer un recurso extraordinario ante la Corte Suprema”. Y añadió que no existen plazos para que el máximo tribunal decida si interviene.

Aurelio Tomas