POLITICA IMPARABLE

La imagen de Vidal sigue subiendo y Massa se posiciona

La gobernadora se mantiene al tope de todos los políticos en Buenos Aires. El rol del peronismo.

Massa y Vidal
Massa y Vidal Foto:Cedoc
Por su gestión y por las expectativas que genera. Pero también, sin dudas, por el desastre del anterior gobernador. La imagen de María Eugenia Vidal en provincia de Buenos Aires se mantiene al tope de lo que puede esperar un político de la Argentina. Y a pesar del difícil año que pasa y que la imagen del presidente Mauricio Macri desciende, la confianza en Vidal no cae.

Según la encuesta del Centro de Opinión Pública (COPUB) de la Universidad de Belgrano, año pasado, el 52% creía que iba a cumplir la mayoría de sus objetivos, ahora ese porcentaje sube a 68%. Ayer la gobernadora logró que el Congreso provincial le apruebe el Presupuesto con una nueva batería de endeudamiento.

Por otro lado, el 60% de los encuestados opinó que el peronismo se presentará dividido en las elecciones del año próximo. Con independencia de su gusto y opinión personal, los encuestados creen que el diputado del Frente Renovador, Sergio Massa, es el dirigente peronista más aceptado por la gente en la actualidad, con 42%. De esta manera, supera con claridad a la expresidente Cristina Fernández de Kirchner (25%), al gobernador salteño Juan Manuel Urtubey (12%) y al exministro Florencio Randazzo (10%).

La gran incógnita es como irá cada espacio a las elecciones, ya que todavía son todos rumores y especulaciones. Del lado del oficialismo, se piensa en el neurólogo Facundo Mannes, pero también podría ir a una interna Lilita Carrió. Otro que se anota es el intendente de Vicente López, Jorge Macri. 

¿Qué pasa en el peronismo? Massa piensa en la fórmula "Ma-Ma": Margarita Stolbizer-Malena Massa. Pero todavía no está cerrado. Y el resto del peronismo por ahora manda a pedir encuestas constantemente. La imagen de la expresidenta es buena en el conurbano y muchos en el kirchnerismo esperan que se presente, aunque ella todavía no confirmó nada y dejó abierta la puerta para que vaya otro representante. ¿Será su hijo, el diputado Máximo Kirchner? Es una posibilidad, pero en el FPV saben que no mide lo mismo a pesar de llevar un apellido de peso.

Por el lado de Randazzo, aún no se define si "jugará" o no y ya son varios los intendentes del PJ que comenzaron a cansarse por su lentitud para dar pasos concretos de cara a 2017. El problema del exministro parece ser no tanto sus ganas o no, sino que por ahora no mide como esperaba a esta altura del año.

La encuesta de la Universidad de Belgrano (COPUB) se realizó en la Ciudad de Buenos Aires, con 620 casos efectivos del 9 al 15 de diciembre.