POLITICA


La OA apuró a Bonadio para ser aceptada como querellante en la causa Qunita

Remarcaron que "resulta vital" que sean incorporados al caso y destacaron que no pudieron apelar la desvinculación del exministro Manzur.


Foto:Cedoc

La Oficina Anticorrupción (OA) solicitó "pronto despacho" al juez Claudio Bonadio para ser aceptada como querellante en la causa en la que se investigan irregularidades en el Plan Qunita del Ministerio de Salud de la Nación.

Según informaron desde la OA, el 4 de abril, se habían presentado como querellantes "pero hasta el día de la fecha" el magistrado "no se expidió al respecto". "La semana pasada Bonadio desvinculó de la causa al ex ministro de Salud Juan Manzur y otros imputados", remarcaron desde el organismo y sostuvieron que "al no ser parte querellante, la Oficina Anticorrupción no pudo apelar esta decisión".

"El juez dio por terminada la investigación y solicitó que intervenga el fiscal para elevar la causa a juicio oral. Dado que la Oficina quiere intervenir activamente en el juicio, resulta vital para ello ser aceptada como querellante", manifestaron, y agregaron: "Ahora bien, al no haberse proveído la solicitud del pasado 4 de abril, esta Oficina se ha visto impedida de acceder a las actuaciones y no ha sido notificada de las resoluciones adoptadas respecto de las situaciones procesales que estaban pendientes, ni de la vista que considera completa la investigación. Lo cual, de no ser subsanado, implicaría un grave perjuicio para este Organismo, por cuanto frustraría su pretensión -oportunamente manifestada al Tribunal- de intervenir como parte en la causa".

Según indica DyN, en el escrito de la OA, le recordó al juez que la constitucionalidad de la competencia para querellar de la entidad, algo que fue expresamente reconocido por la Corte Suprema de Justicia de la Nación en la causa contra Armando Gostanian.

Causa. En la causa Qunita se investiga la existencia de irregularidades en el procedimiento de selección y adquisición de materiales para el Plan Qunita, tras una licitación en donde ganaron empresas sin antecedentes y que generó una inversión de 1.100 millones de pesos.

También se remarcó que se pagaron "precios excesivos e injustificados que superaban el valor de referencia informado por la Sigen (4096 pesos) y se abonaron los kits a pesar de que estos no contenían todos los elementos fijados en el pliego". El Plan Qunita significó la compra de 140 mil kits que incluían una cuna muy precaria (el INTI confirmó que fallaban cuando los bebés superaban los siete kilos), un bolso materno, cambiador y otros elementos "de uso cotidiano" para la madre y el bebé.

En febrero pasado, el juez Bonadio procesó al ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández y a los ex ministros de Salud Juan Manzur -actual gobernador de Tucumán- y Daniel Gollán, el viceministro de Salud, Nicolás Kreplak y empresarios involucrados. En abril la Sala II de la Cámara Federal confirmó los procesamientos de todos, salvo el de Manzur a quien se le dicto la falta de merito y quien fue sobreseído la semana pasada por Bonadio. 



Redacción de Perfil.com