POLITICA CASO NISMAN

La pista que seguía Fein

La fiscal quería analizar el intenso tráfico de llamados entre ex espías y funcionarios que se generó el 18 de enero el cual finalizó cerca de las 22.30.

Foto:null

Desde el año pasado, la fiscal Viviana Fein seguía una pista de numerosos llamados que inició el ex director de Operaciones de la ex SIDE, Antonio "Jaime" Stiuso, la mañana del 18 de enero a las 9.30 horas, el día que fue hallado muerto el fiscal Alberto Nisman en su departamento de Puerto Madero. 

El intenso tráfico de llamados entre ex espías y funcionarios, que incluye a los ex espías Alberto Mazzino, Fernando Pocino, Juan Martín Mena, el ex jefe del Ejército César Milani y los fiscales Carlos Stornelli y Paul Starc, finalizó cerca de las 22.30.

El entrecruzamiento de llamados, rápidamente llamó la atención de Fein que reparó en que era atípico que esas personas se comunicaran los días domingo. Por esa razón, decidió profundizarlos. 

También le resultó "preocupante" y "sugerente", que los llamados empezaron cerca de la hora en la que los peritos datan la muerte del ex titular de la UFI-AMIA y finalizarán cuando la madre de Nisman, Sara Garfunkel y los médicos lograron ingresar al departamento y confirmaron la muerte del ex fiscal. 

Ayer Fein deslizó que creía que las personas que se comunicaron ese domingo "esperaban un resultado", pero evitó mencionar cuál era ese resultado. 

Fuentes del entorno de la fiscal, indicaron que cabe la posibilidad que Nisman haya sido presionado de tal manera que haya incidido en una decisión drástica y que creen que su estado de ánimo cambió desde la última vez que habló con su secretaria, Soledad Castro, y el momento en qué ocurrió el disparo. 

Así lo demostraría un borrador, repleto de tachaduras que escribió el ex fiscal antes de enviar a sus amigos un mensaje de Whatsapp que muchos interpretan como de "despedida". 

Cuando ingresaron los investigadores al departamento de Nisman ese domingo, la mesa de trabajo que el fiscal había retratado en una fotografía que envió el sábado a las 18 a Waldo Wolff, diputado del PRO, estaba intacta. 

Sin embargo, la hipótesis se basa en suposiciones. No hay escuchas ni un testimonio que lo corrobore. Lo mismo ocurre con la teoría del homicidio: para los peritos oficiales no hay pruebas físicas de la presencia de una tercera persona.

Este martes, Fein recibió un fuerte revés cuando la jueza Fabiana Palmaghini, en un extenso escrito, criticó su investigación y la denunció penalmente por haber "falseado" la primera declaración de Antonio "Jaime" Stiuso, un documento que el ex espía firmó ante su abogado.

 

(*) Especial para Perfil.com | Twitter: @cdilodovico 



Cecilia Di Lodovico