POLITICA TODO MAL

La tensión del PRO con los K se trasladó a La Matanza

El presidente Mauricio Macri ninguneó a la intendenta Verónica Magario. Habló de la corrupción pasada y no le dirigió la palabra. Video.

Dibujo de Temes
Dibujo de Temes Foto:Pablo Temes
No fue un acto más para Mauricio Macri. El presidente fue hasta La Matanza para inaugurar el Metrobus, pero detrás de lo oficial, estaba el contexto político. El municipio más grande de la provincia de Buenos Aires es gobernado por el kirchnerismo y su intendente Verónica Magario, coquetea con una candidatura en octubre.

Macri llegó en helicóptero y se mostró acompañado por María Eugenia Vidal, el ministro de Transporte Guillermo Dietrich y el dirigente social de la Coalición Cívica, Héctor "Toty" Flores. Este último sería el compañero de fórmula de Facundo Manes en la campaña para diputados.

El acto estuvo marcado por la tensión entre ambos espacios. Macri tomó el micrófono y dio un breve discurso en el cual ni mencionó a la intendenta que miraba de reojo y sonreía incómoda. Luego habló Dietrich quien pidió no seguir con la polémica que había comenzado días atrás por los carteles que había puesto la dirigente K para anunciar la obra.

Por último, quien habló fue Magario: "Esta es una obra que esperábamos hace mucho tiempo, pero hay que terminarla. Hay muchas cosas que todavía tenemos que terminar. Le dije al Presidente que construimos una universidad, pero falta designar docentes para ponerla en marcha. Necesitamos que lo haga", disparó.

Campaña. No fue casual que el PRO haya elegido llevar al acto a "Toty" Flores. Es que todas las miradas apuntan a este dirigente que hace años milita en ese distrito, pertenece a las filas de Lilita Carrió y la chaqueña ya avisó que lo quiere en la lista para diputados. De paso Vidal volvió a mostrarse en el único municipio que arrasó contra Cambiemos en 2015.