POLITICA CUMBRE EN CORDOBA

La UCR lanzó críticas al entorno presidencial y pidió “cuidar a Macri”

Lo expresó Gerardo Morales al abrir el evento en las sierras cordobesas, donde se hizo hincapié en los últimos errores del Gobierno. También pidieron mayor participación en la toma de decisiones.

Correligionarios. Morales fue punzante. Estuvieron los históricos Coti Nosiglia, Jesús Rodríguez y Freddy Storani.
Correligionarios. Morales fue punzante. Estuvieron los históricos Coti Nosiglia, Jesús Rodríguez y Freddy Storani. Foto:Pato Belver
Desde Córdoba
Con el marco imponente de las sierras cordobesas de fondo, la Unión Cívica Radical inició ayer en la localidad de Villa Giardino una cumbre nacional para debatir el rol del partido dentro de Cambiemos. Con la presencia de las principales figuras del partido, los radicales coincidieron en exigir que debe tener un papel más preponderante a la hora de la toma de decisiones en la mesa chica nacional y llamaron a “cuidar al presidente Mauricio Macri” para que no se repitan los errores de los primeros meses de gestión.
En el trasfondo del debate estaba también la firmeza con la que el partido pretende defender sus espacios en las listas de candidatos este año.
Con la presencia de más de 500 dirigentes provenientes de todo el país, el cónclave nacional dio comienzo con un panel integrado por el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales; el vicegobernador de Buenos Aires, Daniel Salvador, y los jefes de los interbloques de legisladores nacionales, Angel Rozas y Mario Negri, entre otros. Una de las presencias destacadas, en tanto, fue la del ex ministro Alfonso Prat-Gay (ver aparte).

Morales fue uno de los oradores más enfáticos, llamó a redefinir el rol del radicalismo, salir nuevamente a la calle y a dejar de ser “viudas lloronas”. “Necesitamos que le vaya bien a Cambiemos para que no vuelvan los que se robaron todo y le robaron la dignidad al pueblo argentino”, aseguró. “Para esto tenemos que cuidar al Presidente, ya que muchos integrantes de su propio partido no lo cuidan. El radicalismo debe participar en la toma de decisiones y desde allí impedir que se hagan macanas”, agregó.
El gobernador de Jujuy también hizo alusión al caso de Milagro Sala en su discurso. “Es la punta de un iceberg de una matriz de corrupción que tiene nombre y apellido: Cristina Fernández de Kirchner, Julio De Vido y varios que ya están presos”, completó.

Tras la apertura oficial, comenzaron los paneles de debate, divididos en tres segmentos: económico, político e internacional. Allí se dieron las exposiciones más acaloradas y también fuertes debates con reproches cruzados entre los correligionarios. No faltaron los exponentes que reprocharon la alianza con el PRO en la recordada convención de Gualeguaychú de marzo de 2015, que se enfrentaron con aquellos que defendieron la coalición que finalmente llegó a la presidencia de la Nación.
Federico Storani, histórico dirigente del radicalismo, criticó en duros términos la gestión del gobierno. “Tenemos que replantear nuestro rol porque sus acciones afectan al radicalismo. No podemos coincidir con un carapintada que niega un plan de exterminio de las juntas y aún no sabemos por qué sacaron las retenciones a las mineras”, disparó. “La interna entre el Champagnat y el Newman no resuelve todo”, ironizó en relación con los colegios a los que fueron varios funcionarios. “Si quieren que levantemos la mano en el Parlamento, tenemos que estar donde se toman las decisiones”, remarcó.

El encuentro se prolongará hasta el mediodía de la jornada de hoy, momento en que se expondrá un documento compartido que fijará la postura del radicalismo dentro del gobierno nacional y en su relación con el macrismo.