POLITICA EN EL CONURBANO

Los intendentes del PJ ya trabajan en la convocatoria para la movilización

.

Impulsores. La matancera Magario, el viernes con Insaurralde.
Impulsores. La matancera Magario, el viernes con Insaurralde. Foto:Cedoc Perfil
Los intendentes de la provincia de Buenos Aires volverán a mostrar su poder de movilización el próximo 7 de marzo. Algunos de ellos movilizaron por última vez el 10 de diciembre de 2015, día en que se despidió Cristina Kirchner de la Presidencia, pero otros ya no salían a la calle para darle su apoyo y, en cambio, preferían movilizar sólo para actos organizados por organismos de Derechos Humanos. Ahora, todos juntos y en representación del PJ bonaerense, saldrán a la calle para hacer más fuerte el reclamo de la CGT.

En San Martín, el intendente Gabriel Katopodis asegura que en el último año se perdieron más de 15 mil empleos. El jueves, el secretario general y miembro del triunvirato de la CGT Héctor Daer irá al distrito a un encuentro de todas las seccionales de zona norte para organizar la columna que partirá de San Martín en la que se espera que se movilicen 8 mil personas. El jefe comunal de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, salió a la calle por última vez el año pasado para el acto en el que se recordó el golpe de Estado de 1976. Después de haber sido el candidato elegido por Cristina Kirchner en 2013 y alejarse de algunas políticas del kirchnerismo, Insaurralde ya no le prestaba el aparato a la ex mandataria, pero ahora –reconciliado con los K– festeja la decisión de la ex presidenta de pedir que no se marche a Comodoro Py el 7 de marzo y se apoye a la CGT. Aunque no habrá consignas políticas, las banderas del PJ de Lomas de Zamora llegarán a la puerta del Ministerio de Producción de la Nación.

Se unirán a las banderas de los distritos más kirchneristas como Avellaneda, comandada por Jorge Ferraresi. El intendente supo llevar una columna de 9 mil personas para el último discurso de la ex presidenta en el poder el 10 de diciembre de 2015 y promete la misma cantidad para el martes de la movilización. Sólo en el sector de la construcción, en La Matanza se perdieron 6.500 empleos y, según la intendenta, Verónica Magario, el sector textil y del calzado son los más afectados. En el distrito con mayor cantidad de habitantes del país existe “un registro de 150 mil personas por afuera del sistema en lo que respecta a cubrir las necesidades alimentarias más básicas”.

Según la intendenta, la pérdida de empleo hizo que haya un incremento del 50% de ayuda social para personas que no estaban acostumbradas a vivir de la ayuda del Estado y quedó afuera del circuito del consumo. La Matanza promete 15 mil personas en la movilización. La organización de las columnas la terminará de delinear la Comisión de Acción Política del PJ bonaerense la próxima semana. n