POLITICA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

Marchas contra la inseguridad crecen casi 50% y ya exceden el Conurbano

En septiembre se registraron 27 protestas en el territorio bonaerense, a un promedio de una por día. El fenómeno superó los grandes centros urbanos y se extendió al interior provincial.

Foto:Cedoc

“Basta de robos y asesinatos”, “basta de inseguridad” y “basta de muerte”, estas consignas se repiten día a día en distritos del conurbano bonaerense hasta localidades del interior, en donde los reclamos por inseguridad comienzan a movilizar a cientos de vecinos a la calle, un fenómeno que antes se restringía a los grandes centros urbanos.

En su mayoría se organizan cotidianamente a través de ciudadanos autoconvocados mediante las redes sociales. Sin embargo, los intendentes más cuestionados acusan a la oposición de motorizarlas.
“La mayoría de las marchas se dan espontáneamente en el momento en que ocurre una tragedia. No sólo reclamamos justicia por nuestro familiares, sino que también marchamos para pedir mayor seguridad y para que no vuelva a suceder ninguna fatalidad”, explicó a este medio Alejandra Pugliese, hermana de Flavia, la profesora de gimnasia que fue asesinada en 2011 de un balazo dentro de su automóvil en Ramos Mejía. Pugliese forma parte de la ONG Familias de Víctimas, que el último jueves marcharon a la Casa Rosada.

Según el relevamiento que realizó este medio en la provincia de Buenos Aires, en septiembre hubo un promedio de una marcha por inseguridad por día. La Matanza y Quilmes son los distritos del conurbano bonaerense en donde más reclamos hubo.

Edith, la mamá de Mariano León, el joven de 21 años que fue asesinado en julio tras un intento de robo mientras estudiaba en su casa de Ciudad Evita, pide justicia y marcha todos los lunes junto a otras madres y hermanas en San Justo. En este mes, en La Matanza también marcharon docentes y alumnos, y ayer hubo una concentración por la muerte de Franco Torres, el niño de 12 años que falleció el último miércoles.

Patricio Giusto, director de Diagnóstico Político, explicó: “La conflictividad social aumentó notablemente en los últimos años en Argentina. Uno de los factores que explican ese crecimiento es la irrupción de los grupos de vecinos autoconvocados. Se trata de un grupo social que cobró un rol preponderante en materia de conflictividad de manera más reciente, son por definición fuerzas no organizadas, de límites difusos. No poseen un a estructura estable de miembros, ni tampoco líderes legitimados o una ideología que los encuadre”.

Según un análisis de esta consultora, en agosto de este año hubo 23 reclamos de vecinos, el 47% más con respecto a agosto de 2013, en el que se registraron 16. Según sostuvo Giusto, “alrededor del 75% de estos reclamos vecinales está relacionado con la inseguridad”.

“Nos estamos organizando para que todo Quilmes se una en una marcha, ya que se realizan asambleas y marchas en todo el distrito pero en forma separada. La gente nos pide ayuda todo el tiempo, está indignada y exige seguridad y justicia”, dijo Valeria Bignami sobre los reclamos en Quilmes. Morón, San Isidro, Vicente López, Tres de Febrero y Lanús son los otros distritos en donde se registraron movilizaciones en septiembre.

Pero los reclamos comenzaron a extenderse al interior. El 8 de septiembre, en Conesa, un pueblo que pertenece al distrito de San Nicolás, se movilizó para reclamar mayor presencia policial. En la concentración hubo cerca de 200 personas de las dos mil que habitan en la zona. En Luján, Chascomús, San Antonio de Areco, La Plata y Campana también se registraron protestas. En Capitán Samiento, en el último mes hubo dos marchas. El jueves, personas autoconvocadas se reunieron para realizar un abrazo simbólico al municipio. La semana anterior, ante el primer reclamo, el intendente del Frente para la Victoria, Oscar Ostoich, denunció: “La movilización por seguridad fue convocada por la presidenta del Concejo Deliberante, Sandra Pujol (socialista), a través de las redes sociales, para desestabilizarme”.



Rosario Ayerdi