POLITICA

Massa busca llenar Vélez para recuperarse

Rodeado de militantes, el diputado nacional pretende demostrar que va a mantener su candidatura presidencial y que descarta la idea de competir por la gobernación bonaerense.

Foto:Infografía S. Ucedo

Sergio Massa iniciará una nueva cuenta regresiva hacia el lanzamiento de su candidatura presidencial. “Faltan cuatro días para que la seguridad deje de ser una de las principales preocupaciones de los argentinos”, se anunciará el lunes desde la web y redes sociales del candidato del Frente Renovador.
El diputado nacional apuesta a reunir más de 70 mil personas en el estadio de Vélez para demostrar que sigue en carrera y desafiar a Mauricio Macri a competir en una gran interna por la presidencia. Con este acto, Massa buscará revertir el efecto triunfalista que las elecciones de Santa Fe y Capital Federal le dejarán al jefe de Gobierno porteño y hacer su propia demostración de fuerza para volver a posicionarse como  opción opositora.

El lanzamiento, que ya fue varias veces pospuesto, es una respuesta a las diferentes versiones sobre una declinación de la candidatura presidencial de Massa para pelear en un terreno seguro, como es la gobernación de la provincia de Buenos Aires. El próximo viernes 1 de mayo, el ex intendente de Tigre ratificará su competencia por la sucesión de Cristina con un show de fuegos artificiales y música de Los Totora incluidos.
En el Frente Renovador repiten que Massa no bajará su postulación. Creen que lo peor ya pasó, que el diputado nacional detuvo su caída y que Macri llegó a su techo. Se entusiasman con el acuerdo con los Rodríguez Saá y Juan Manuel de la Sota. Aseguran que esa alianza le puede aportar un caudal de votos de cinco puntos que los llevaría a ingresar al ballottage.
La movilización la aportarán los gremios, los intendentes bonaerenses, e incluso los radicales del interior. El ingreso con tarjeta magnética y por molinetes no permitirá más de 53 mil personas dentro del estadio. Pero desde la organización comandada por la mujer de Massa, Malena Galmarini, y su hermano y senador bonaerense, Sebastián Galmarini, ya estiman que llegarán a 75 mil los militantes que se acercarán al campo.

Preocupaciones. Durante estos días, el massismo encontró dificultades en el alquiler de micros de línea y escolares. Al igual que en la campaña 2013, en la que las empresas de colectivos no podían publicitar sus campañas por presiones del oficialismo, ahora se negarían a trasladar militantes. Un corte por obras en la Avenida General Paz el día del acto también alertó al Frente Renovador para pedirles a los dirigentes que movilicen con tiempo suficiente para evitar retrasos.
La transmisión del acto también preocupa a Massa. Teme que por el día del trabajador la presidenta Cristina Fernández de Kirchner utilice la cadena nacional para enviar un mensaje en el mismo horario que el tigrense suba al escenario y dejar al lanzamiento presidencial sin repercusión mediática. Por ello, el acto será transmitido en vivo por internet.

En un discurso en que la seguridad, educación, el acceso a la vivienda digna y el empleo estarán presentes, resonará el desafío a Macri a animarse a competir en una interna presidencial. Por ahora, en las conversaciones que se entablaron entre el massismo y el macrismo, desde el PRO sólo demostraron estar dispuestos a ir juntos si Massa va como candidato a gobernador de la provincia de Buenos Aires.
Este 1º de Mayo no habrá mención sobre su compañero de fórmula, que dejará para más adelante, de acuerdo con los futuros acuerdos electorales que consiga cerrar en las negociaciones paralelas que lleva adelante.



Rosario Ayerdi