POLITICA PRIMER VIAJE TRAS LAS ELECCIONES

Massa cerró su gira por España con una reunión con socialistas

PERFIL COMPLETO

Foto:Cedoc

Lo primero que va a hacer Sergio Massa mañana cuando vuelva de su primera gira internacional por España –como posible candidato presidencial en 2015– es hacer un asado.
Fue lo que más extrañó en su primera recorrida por Madrid y Barcelona, donde estuvo con referentes políticos como las autoridades del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y entidades que nuclean a empresarios como la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), una especie de UIA española.
 También visitó un conocido foro de debate político –Club Siglo XXI– donde abrió contactos con los “titulares” de algunas de las empresas más grandes de España. Conoció gerentes de Telefónica, Prisa y el Banco Santander. Volvió con tarjetas y teléfonos. Si necesita, ahora tiene a quién llamar para pedir “consejos” en una posible candidatura en 2015.
“Arranca una crisis de identidad, sin señal, de doce horas”, bromeaba el lunes pasado el titular del Frente Renovador porque él y su equipo, durante el viaje en avión, iban a estar sin conexión y sin poder mandar mensajes a través del celular (usan BBM).
El chiste  esconde una forma de construir política desde el PIN, todos los massistas mantienen varias conversaciones a la vez con el celular. Cuando se caen las redes, ellos mismos bromean con que se detiene la gestión. Pero la experiencia, además de las cámaras de Tigre y avances  en la gestión 2.0 le sirvieron a Massa para dar una conferencia en un foro sobre Ciudades Inteligentes en Barcelona.

Con un traje brilloso y corbata finita habló sobre la capilaridad de la gestión, las TICs, la brecha digital y del uso de smartphones en la política. Cuando terminó el más peronista de su equipo, Felipe Solá, se le acercó atónito. Confesó no haber entendido nada y pidió detalles sobre la “capilaridad” y el poder de los smartphones. 
Antes de preparar el asado de mañana, Massa va a tomar mate. No pudo hacerlo en todo el viaje porque nadie de su equipo se acordó de llevar la bombilla y la yerba. El olvido fue motivo de discusión en las primeras horas del viaje.
Ayer el titular del FR se reunió con el referente del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Alfredo Pérez Rubalcaba. Cuando terminó el encuentro Massa lo sintetizó: “es fundamental que las grandes empresas acompañen el crecimiento de las pymes en ambos países. El acercamiento no debe ser sólo empresarial, sino que debe profundizarse desde la política”.

Una postal que dejará una huella entre los massistas: el viaje en tren desde Barcelona a Madrid. Joaquín de la Torre, intendente de San Miguel, se divertía haciendo maldades por sms mientras Martín Redrado leía un diario económico en inglés. Felipe Solá se entretenía con un libro sobre los secretos de la concertación chilena  mientras degustaba un té español. Massa, mientras tanto, disfrutaba del paisaje por la ventana enhebrando los pasos a seguir en su carrera hacia la batalla de 2015.



R.P.