POLITICA MAS PROBLEMAS PARA BOUDOU

Nexos entre el caso Ciccone y los negocios detrás de la deuda

El vice enfrenta otras investigaciones en la Justicia por su paso por el Ministerio de Economía y la Anses. Se repiten nombres.

Foto:Cedoc Perfil

La causa Ciccone no es la única que puede traerle serias complicaciones al vicepresidente Amado Boudou. En la Justicia federal hay otras seis que lo tienen como personaje central y provienen de denuncias surgidas de su paso por el Ministro de Economía y la Anses.

Dos de ellas fueron presentadas por el diputado nacional Claudio Lozano y tienen reminiscencias de las maniobras que se investigan en el caso Ciccone: tráfico de influencias, un complejo entramado de sociedades que realizaron inversiones con información calificada y presuntos testaferros que hacen negocios con el Estado. Por ello, Lozano intentará la semana próxima que el juez Ariel Lijo pida la “conexidad” y quede a cargo de ambas denuncias. Según plantea el denunciante, se repiten nombres y engranajes de negocios con una misma matriz.

La primera es por el supuesto aprovechamiento de información privilegiada en el canje de deuda pública de 2010, cuando era ministro de Economía. Acorde a lo denunciado, hay una serie de intercambios de correo electrónico con el titular de la consultora Arcadia, que trabajaba con un grupo de bonistas. A partir de esto Arcadia habría organizado reuniones con bancos que luego hicieron propuestas de canje de deuda.

Lozano cree que ya sabían que Argentina abriría el canje. Según la denuncia, hubo una “compra de bonos de la República Argentina a precio vil, que luego fueron asumidos como deuda por la Argentina”. “Lo de Ciccone es un vuelto al lado del dinero por el canje de deuda”, conecta Lozano. Y enfatiza: “Estas causas tienen contacto con las que tiene Lijo. La vía de negocios a través de Uruguay, la participación del Banco Macro y, en el caso del canje de deuda, la consultora Arcadia y The Old Fund”.

La segunda causa contra el vice que inició Lozano es por el uso de fondos de la Anses, cuando la dirigía Boudou, para la compra de acciones de empresas con el Fondo de Garantías de Sustentabilidad, que habría ocasionado al sistema jubilatorio una pérdida de $ 4.200 millones.
Otra causa que complica gravemente a Boudou es la de enriquecimiento ilícito. En ella el fiscal Di Lello, el mismo de Ciccone, está analizando pruebas y se espera la respuesta sobre informes respecto de las propiedades del vice. Si bien hay una pericia contable ordenada, todavía no se designó un perito que estudie todos los ingresos. Por esta causa están imputados Agustina Kämpfer, su novia, y su mejor amigo y hombre clave en el caso Ciccone, José María Núñez Carmona. “No le cierra nada, él mismo reconoce cifras que no son las mismas que declaró”, apunta Manuel Garrido, diputado de la UCR.



Ezequiel Spillman / Natalia Aguiar