POLITICA BUSCAN NO DEJAR CABOS SUELTOS

Nisman: piden causa por mujer carbonizada

El fiscal federal Taiano quiere acceder a la investigación de la muerte de una mujer a metros del edificio donde vivía Nisman. Nunca se pudo identificar el cuerpo, que apareció quemado.

escena. En una plaza de Puerto Madero, tras una subestación de Edesur, apareció el cuerpo NN.
escena. En una plaza de Puerto Madero, tras una subestación de Edesur, apareció el cuerpo NN. Foto:cedoc

Desde su llegada al fuero federal, la investigación por la muerte del fiscal Alberto Nisman busca desandar diferentes caminos y no dejar cabos sueltos. En ese sentido es que los funcionarios judiciales pidieron tener acceso a la causa que investiga la muerte de una mujer, cuyo cuerpo carbonizado apareció a menos de 100 metros del complejo Le Parc, donde vivía Nisman, apenas un mes después de la muerte del ex titular de la UFI AMIA.

“La idea es ver en qué estado está ese expediente y si de ahí surge algo de interés para la causa”, explicó a PERFIL el abogado Federico Casal, que representa a las dos hijas que el fallecido fiscal tuvo junto a la jueza federal Sandra Arroyo Salgado. Casal resaltó que si bien a priori “no hay nada en especial, resulta llamativo el lugar y la forma (en que se produjo el hecho) y es bueno tenerlo a vista, para no descartar nada, ninguna línea de investigación”. En ese sentido coincidieron fuentes judiciales, que explicaron que si bien de momento no hay conexión concreta entre las investigaciones, la idea es seguir el expediente de cerca para no dejar pasar ningún tipo de dato.

El pedido del fiscal Eduardo Taiano para acceder al expediente fue hecho a la Unidad Fiscal Unidad Fiscal de Investigación de Delitos con Autor Desconocido (Ufidad), adonde quedó radicado el caso luego de que no pudiera establecerse quién murió, ni en qué circunstancias.  

Mientras tuvo la investigación a su cargo, la fiscal Graciela Bugeiro, titular de la Fiscalía 19, logró reconstruir que el cuerpo era de un mujer de entre 40 y 50 años, que medía entre 1,52 y 1,60 metros. A esos datos llegó a través del trabajo del Cuerpo Médico Forense y del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF), que tomó intervención ante el estado del cuerpo.

Búsqueda. Con esos parámetros, Bugeiro pidió un listado de personas desaparecidas que se ajustara a las características del cuerpo encontrado. Ese listado fue remitido por el Area de Búsqueda de Personas Extraviadas de la Secretaría de Cooperación con los Poderes Judiciales y Ministerios Públicos, bajo la órbita del Ministerio de Seguridad.

Sobre la base de esos datos, se analizaron expedientes para determinar si el cuerpo podría estar vinculado con otra investigación. El resultado fue nulo. Tiempo después, hasta se pidió ayuda a la ciudadanía para cruzar datos y dar con alguna persona desaparecida, pero la Justicia llegó a otro callejón sin salida.

El hallazgo del cuerpo se produjo la madrugada del 15 de febrero, cuando un vecino alertó a un patrullero de la comisaría 22ª, que estaba en la zona, que una persona estaba prendida fuego en una plaza ubicada en el cruce de Avenida de los Italianos y Marta Lynch, junto a la subestación 89 de Edesur. En el lugar trabajó la Unidad Criminalística Móvil y de la División Siniestros de la Policía Federal, que no encontraron proyectiles, pero sí secuestraron un bidón de 5 litros y un envase plástico de alcohol etílico.